Escucha esta nota aquí

El ministerio de Relaciones Exteriores solicitó a todo el personal de su servicio central disponer de sus cargos hasta el día de hoy. La Cancillería también decidió lo mismo con funcionarios del servicio exterior, que son los que trabajan en embajadas y consulados en el exterior. La gestión de Karen Longaric cambió también a varios funcionarios porque denunció que no tenían un perfil diplomático y eran cuadros políticos del Movimiento Al Socialismo (MAS).

"La Dirección General de Asuntos Administrativos, solicita a todo el personal del servicio central presentar su solicitud de disposición de cargo, el día de hoy 13 de noviembre de 2020. Sin otro particular saludo a usted nuevamente", dice el instructivo GM-DGAA-URH-Os-25/2020. El personal del servicio central reúne a 317 funcionarios de Cancillería.

El texto fue firmado por el director general de Asuntos Administrativos de Cancillería, Freddy Magnani Flores. Similar instructivo se aplicará para los funcionarios del servicio exterior, que son quienes trabajan en embajadas y consulados bolivianos en el exterior.

El pasado lunes, el presidente Luis Arce posesionó a Rogelio Mayta como canciller del Estado. Su antecesora, Karen Longaric, modificó el servicio exterior y central y dijo que colocó a funcionarios con capacidad diplomática. Además, la excanciller desvinculó a personal vinculado con el MAS, aunque reveló que existen profesionales de la línea masista en el servicio exterior.

La Ley 1309, que fue promulgada por la expresidenta del Senado Eva Copa, en su artículo siete establece que están prohibidos los despidos mientras dure la crisis sanitaria por el coronavirus. Varios funcionarios de diferentes entidades públicas utilizarán esta normativa para evitar ser despedidos. 

"El Estado protegerá la estabilidad laboral a las y los trabajadores de las organizaciones económicas; estatal, privada, comunitaria y social cooperativa, y otros regulados por las normas laborales, para no ser despedidos, removidos, trasladados, desmejorados y desvinculados de su cargo, excepto los de libre nombramiento, durante el tiempo que dure la cuarentena hasta dos meses después", dice el artículo siete de la Ley 1309, que fue aprobada el 30 de junio de esta gestión.