Escucha esta nota aquí

Los candidatos a la presidencia, proponen continuar con bonos, fondos de financiamiento y creación de impuestos manejados desde el propio Estado, para superar la crisis por la pandemia del coronavirus, al inicio de su gestión de Gobierno.

Las propuestas fueron presentadas en el Foro Debate Nacional, rumbo a las Elecciones Generales, organizado por la Federación de Asociaciones Municipales (FAM) y la Confederación Universitaria Boliviana (CUB), que fue transmitido por ATB la noche de este sábado.

El candidato presidencial por Comunidad Ciudadana, Carlos Mesa, señaló que en la primera parte de su Gobierno, espera inyectar liquidez y generar empleos.

“Necesitamos inyectar más de 6.000 millones de dólares a la economía en el primer año de gobierno para establecer un mecanismo de apoyo al sector de la demanda y oferta. Garantizar el empleo para la gente”, señaló.

El candidato por la Alianza Libre21, Tuto Quiroga espera salvar la economía, con una inyección de liquidez de 8.000 millones de dólares, para preservar empleos y garantizar la estabilidad. “Propongo un financiamiento multilateral, bilateral, emisiones bursátiles para inyectar esos recursos. Vamos a recuperar nuestra democracia y salvar nuestra economía”, dijo.

Entre tanto, el candidato por el Partido de Acción Nacional Boliviano (PanBol), Feliciano Mamani, se enfoca en afrontar la crisis con los propios recursos naturales que tiene Bolivia. “Contamos con nuestros propios recursos como Bolivia. Tenemos nuestras reservas. El gas no se ha acabado. La exportación de minerales tampoco. Tenemos esa capacidad de identificar las áreas mineralizadas, identificar nuevos yacimientos y afrontar esta crisis”, resumió.

Por su parte, el candidato por Frente para la Victoria (FPV), Chi Hyun Chung, propuso salvar a las pequeñas y medianas empresas disminuyendo el Impuesto al Valor Agregado (IVA) al 5% y universalizar las facturas. Además, apunta al federalismo desconcentrando los recursos en un 70% para las regiones y un 30% para el Gobierno central, para evitar la corrupción. “Vamos a aumentar el trabajo, impulsar el propio emprendimiento, gestionar para que lleguen inversionistas internacionales con control”, enfatizó.

El candidato presidencial por el Movimiento Al Socialismo (MAS), Luis Arce, durante su intervención, negó que haya asegurado que la economía estaba blindada sino que “estaba preparada para la crisis y soportarla”.

A su vez, propuso el financiamiento de sus planes, no endeudando al país, sino generando el no pago de la deuda por dos años de capital e intereses a organismos internacionales. “Los que nos dará unos 1.600 millones de dólares de alivio. Adicionalmente se creará el impuesto a las grandes fortunas donde va a pagar solo el 0,01% de la población y el 99% va a estar exento de este pago. Se continuará con el pago de los bonos”, expresó.

La candidata por Acción Democrática Nacionalista (ADN), la abogada cochabambina María de la Cruz Bayá Claros dijo que iba a recuperar los recursos de los corruptos que se llevaron el dinero, de anteriores gestiones y no pagar ninguna deuda externa.

“No vamos a pagar ninguna deuda externa, mientras que no haya una auditoría de dónde fueron a parar los recursos y quiénes endeudaron al pueblo. Vamos a renunciar a nuestro salario como Presidenta y vamos a imponer un salario mínimo vital para todos los órganos de poder porque servir a Bolivia es un privilegio, no un negocio”, aseguró.

Por último, el aspirante presidencial por la Alianza Creemos, Fernando Camacho, mencionó cuatro puntos básicos de su gestión. Espera generar de 300 mil empleos a través de un Fondo de Emergencia de Bs 10.000 millones para construcciones rápidas y sencillas.

“Se eliminará el IVA para medicamentos y alimentos de producción nacional para cinco años. Se pagará un seguro de cesantía para los trabajadores que pierden su trabajo y la entrega de una tarjeta para un depósito de Bs 500 por 18 meses que garantice el alimento a las familias más necesitadas”, sostuvo.