Escucha esta nota aquí

La señora Zenobia Choque aprieta con todas sus fuerzas el barrote de la reja de ingreso a la Universidad Pública de El Alto (UPEA) y suelta el grito de madre, el llanto le impide pronunciar el nombre de su hijo Raúl que esa madrugada le dijo que iría a la universidad porque fue convocado por “su licenciado”, era su primer año en la carrera de Contaduría. Ella le rogó que no fuera y no pudo convencerlo. Ahora siente esa culpa y se desgarra en llanto.

A su lado está otra madre de familia, mujer de pueblo, que solo atina a llevarse la punta de su delantal a los ojos y llora de impotencia. Así tres familias quedaron destrozadas de inmediato, porque los cuerpos de Anahí Chipana Lazo, Loyda Suazo Machaca y Raúl Cadena Choque yacen en la fría losa del piso en esa universidad después de caer poco más de 16 metros cuando se produjo la avalancha en el cuarto piso de esa casa de estudios superiores.

Fueron 11 muchachos que cayeron después que la avalancha humana provocara la tragedia. Tres universitarios fallecieron en el acto; otros tres perdieron la vida cuando eran trasladados a los centros médicos y uno falleció cuando era asistido en el hospital Holandés de la ciudad de El Alto. Los restantes cinco heridos recibieron atención, pero con cuadros clínicos muy comprometidos.

Los accidentados pertenecían al primer semestre de esa carrera y asistían a estas convocatorias para conseguir fichas que les permitiera acceder a las beca-comedor que es un estipendio de Bs 300 aproximadamente para su alimentación. Los estudiantes denunciaron que los dirigentes estudiantiles piden un porcentaje de ese monto para favorecer a los que buscan la beca.

Los sospechosos

Ahora, la Policía investigará a los dirigentes estudiantiles que llamaron a esta Asamblea que pretendía definir la titularidad del Centro de Estudiantes de la carrera de Ciencias Económicas. Según la convocatoria fueron nueve dirigentes los que firmaron el documento. El comandante general de la Policía, Coronel Jhonny Aguilera, informó que ninguno de los dirigentes se quedó para explicar lo sucedido, por lo que ahora son buscados y serán citados.

Llamar a todos los estudiantes a una asamblea en época de pandemia no está permitido, recordó el Coronel Aguilera y ayer ya arrestaron a los tres guardias de seguridad que tiene la UPEA para que expliquen por qué permitieron el ingreso de tantos estudiantes, unos 250 aproximadamente, para asistir a una actividad extracurricular y que no era académica.

El director jurídico de esta universidad, Marco Justiniano, argumentó que la autonomía estudiantil les permite realizar sus propias actividades y que ellos como dirección de la UPEA desconocían esa convocatoria.

La pelea

De acuerdo con el relato de los estudiantes, los nueve dirigentes convocaron a renovar el Centro de Estudiantes que se prorrogó en su mandato por causa de la pandemia. El objetivo era el cambio, aunque forzoso, de esa directiva, la reunión se realizaba en la parte del hall de esta facultad y ante la belicosidad de los estudiantes los interpelados huyeron a las oficinas en el quinto piso.

Los estudiantes subieron los cuatro pisos con el fin de expulsar a los prorrogados y el grupo que defendía a estos provocó el choque. Surgieron empujones entre los dos grupos y los gritos no cesaban. Empezaron los golpes dentro de la oficina y cundió en los pasillos, los videos muestran a dos muchachas forcejeando. La baranda no resistió y 11 estudiantes cayeron al vacío.

FALLECIDOS

1. Raúl Cadena Choque (21)

2. Genio Esteban Mamani Justo (21)

3. Saúl Yerko Mamani Sirpa (23)

4. Dany César Jaño Rodrigo (23)

5. Tania Roque Choque (22)

6. Laila Suazo Machaca (21)

7. Anahí Chipana Lifonso (21)

Heridos

1. Limberth Lucana Arcaya (21)

2. Iván Paredes Chambi (20).

3. Carla Quispe Valdez (20)

4. Ascencia Marisol Verástegui (27)

Lo que también se vió

El más joven
Limberth Lucana Arcaya resultó herido, tiene 18 años, fue llevado al hospital del Norte, y luego a la Caja Cordes.

Desesperados
Carla Quispe Valdez tiene 20 años, sus padres llegaron hasta la clínica de la Caja Cordes y buscaban información.

Primer año
Iván Paredes Chambi, de 20 años, ingresó este año a la UPEA.

Sin apoyo
Ascencia Marisol Verástegui, tiene 27 años y su familia dijo que hasta el momento la UPEA no apoyó en nada.

La mochila
Daniel Jaño Rodríguez (23), se salvó de milagro, su gruesa mochila amortiguó el golpe.

Comentarios