Escucha esta nota aquí

Dependiendo de los megarrastrillajes y los índices de riesgo por Covid-19 que se identifiquen, entre este fin de semana y a más tardar el martes, el Centro de Operaciones de Emergencia Departamental (COED-La Paz) evaluará y definirá las medidas que tomará la ciudad sede de Gobierno, de acuerdo a las medidas posconfinamiento decretadas por el Gobierno central.

“Hemos conocido la aprobación del Decreto Supremo 4314 de parte del Gobierno. El COED-La Paz va a reunirse para analizar la normativa y, eventualmente, asumirá determinaciones, ya sea como municipio o como departamento de La Paz. Hay que tener un poco de paciencia”, manifestó el alcalde de La Paz, Luis Revilla.

El jueves, el Gobierno emitió el DS 4314 que establece la conclusión de la cuarentena nacional, condicionada y dinámica el 31 de agosto y al subsistir aún el riesgo de contagio por coronavirus, definió una “fase de posconfinamiento”, estableciendo medidas con vigilancia comunitaria, epidemiológica, prevención, contención, diagnóstico, atención y tratamiento de la pandemia.

Entre otras consideraciones, el posconfinamiento amplía el horario para la circulación de personas, vehículos y de actividades económicas, aunque aclara que, cada Entidad Territorial Autónoma (ETA) tendrá que tomar sus propias decisiones sobre los efectos.

Pico más alto

En junio pasado, la ministra de Salud, Eidy Roca, informó que se proyectaba que el pico más alto de contagios de Covid-19 se alcanzaría hasta la primera quincena de septiembre con 130 mil casos. Y por eso, destacó la aplicación de la cuarentena como una medida preventiva.

El mismo Ministerio de Salud, informó el jueves 27 de agosto que, se han detectado oficialmente 113.129 casos con casi 4.800 decesos desde que se detectó la pandemia en Bolivia.

Megarrastrillajes

En la ciudad de La Paz, los megarrastrillajes sanitarios que lleva a cabo el municipio tiene el objetivo de frenar el virus para poder abrir las actividades económicas.

Si comprobamos que el número de casos está de bajada, va a ser posible flexibilizar actividades económicas de mayor alcance porque también está claro que hay una necesidad económica muy grande en el departamento y en la ciudad”, dijo Revilla.

Temor

Pero, pese a la determinación del Órgano Ejecutivo de flexibilizar la cuarentena, la presidenta Jeanine Áñez admitió su temor de un rebrote de casos de Covid-19 en el país. Sin embargo, justificó la flexibilización de las medidas restrictivas anunciadas, como parte del posconfinamiento que regirá desde septiembre.

“Siempre existe esa posibilidad de un rebrote. Ojalá Dios no lo permita. Lo estamos evaluando de manera permanente. Pero la gente necesita salir a trabajar. Si no es coronavirus, nos vendrá un 'coronahambre', porque uno se desespera cuando no tiene las condiciones económicas para llevar alimento a sus casas”, manifestó la mandataria, cuando acompañó a una de las brigadas en la tarea de megarrastrillaje, en la ciudad de La Paz.