Escucha esta nota aquí

Los nueve gobernadores, el representante de la FAM y las autoridades del Gobierno se sentaron por segunda vez para definir tareas frente a la pandemia. La compra de vacunas y la contratación de personal médico se convirtieron en los ejes de la reunión.


Los gobernadores de La Paz, Tarija, Cochabamba y Oruro así lo reflejaron en sus encuentros con los medios de comunicación antes de ingresar a Palacio de Gobierno. Félix Patzi, principal autoridad departamental de La Paz, dijo que los recursos de caja y bancos que tienen solo alcanzarían para unos tres meses de contratos en los ocho hospitales públicos bajo su tuición y por eso considera que el Gobierno central debe colaborar con dinero o hacerse cargo de los contratos de ese personal.


Adrián Oliva, Gobernador de Tarija, afirmó que durante la primera oleada de la pandemia del coronavirus, como Gobernación asumieron gran parte de los gastos generados y ahora no tienen recursos sobrantes del Seguro Universal de Salud (SUS). Por eso dijo que es necesario acordar qué tareas cumplirá cada instancia en esta segunda oleada de la pandemia y que amenaza a los ciudadanos.


Esther Soria, Gobernadora de Cochabamba, aseguró que como saldos de caja y bancos en la partida del SUS solo hay unos cuatro millones de bolivianos y por tanto, esa suma es insuficiente para la contratación de personal y plantean usar esos recursos en la adquisición de las vacunas.


Edson Oczachoque, principal autoridad de Oruro, explicó que  como Gobernación corrieron con los gastos de los enfermos de la seguridad social con Covid-19 y que fueron derivados a la seguridad pública. Además, dijo que en el caso de los migrantes que volvieron a Bolivia también usaron recursos para todo ese proceso, desde el retorno hasta los controles y los campamentos de aislamiento que construyó el anterior gobierno.


El portavoz de Gobierno, Jorge Richter, admitió que estos dos temas, RRHH y vacunas serían parte del debate, pero dijo que es necesario ponerse de acuerdo sobre dos temas. El primero es que las autoridades subnacionales intentan adquirir vacunas, pero dicen no tener dinero para contratar personal. Informó que un paquete de vacunas puede costar hasta $us 12 millones que serían suficientes para contratar personal de salud.


El segundo tema es el tiempo, dijo que como Estado lograron agilizar algunos trámites, pero que los gobiernos subnacionales tendrían que asumir esos costos, entonces  sería duplicar esfuerzos y comprar dos veces la vacuna.


La reunión se inició después de las 17:00 en los ambientes de la Casa Grande del Pueblo y se prevé que concluya después de las 20:00.


 


Comentarios