Escucha esta nota aquí

Fue su última jugada. El Senado gestión 2015 - 2020, que estuvo bajo el control absoluto del masismo, decidió modificar su reglamento suprimiendo el requisito de los 2/3 (dos tercios) por el de 'mayoría absoluta' para la toma de 11 decisiones, lo que continúa generando rechazo por parte de políticos, autoridades y grupos ciudadanos.

De acuerdo a las modificaciones del Senado, el asunto se resume de la siguiente manera:

Artículo 12

Ya no se requerirá dos tercios (2/3) para remitir impugnaciones contra senadores ante el Órgano Electoral Plurinacional (OEP).

Artículo 53

La creación de comisiones especiales ya no exigirá la aprobación de los 2/3 (dos tercios).

Artículo 81

Con la nueva decisión, se podrá modificar la agenda u 'Orden del Día' sin la aprobación de los 2/3.​​

Artículo 94

​​Ya no serán necesarios los 2/3 para sesiones permanentes por materia, por tiempo o por tiempo y materia.​​

Artículo 107

Con la modificación, ya no se precisará de dos tercios para eximir a una propuesta de su cumplimiento del trámite normal.

Artículo 109

El 'Cierre de debate' tampoco exigirá la aprobación de los 2/3, por lo que esta figura ya no aplica.

Artículo 111

La alteración del Orden del Día ya no requerirá del voto favorable de dos tercios.

Artículo 167

​​Los dos tercios ya no serán necesarios para aprobar la concesión de la Condecoración del 'Cóndor de los Andes'.​​

Artículo 168

Es el texto sobre los ascensos a grados mMáximos de las Fuerzas Armadas y Policía Boliviana. Antes, la propuesta del Órgano Ejecutivo se podía ratificar sólo con dos tercios, pero desde ahora será con mayoría absoluta.​​

Artículo 169

Ya no se exigirá dos tercios para ratificar los nombramientos de embajadores propuestos desde el Ejecutivo​​.

Disposición final

La dispensación de la observancia a este REglamento ya no requerirá de la aprobación de los 2/3.

Llueven las críticas

​​​La modificación se realizó antes de que asuma el nuevo Gobierno, donde el MAS pierde los dos tercios. Con los nuevos senadores elegidos el 18 de octubre, se avecina una configuración en la cual el partido azul sólo tiene la mayoría (y no los dos tercios) en la Cámara Alta para la gestión entrante. 

Desde el Gobierno, el viceministro Wilson Santamaría calificó la acción del MAS como "atropelladora", puesto que la modificación no fue consensuada. Señaló que el MAS quiere ejercer "dos tercios de facto" e instó a los próximos legisladores a que acudan a la justicia.

Otro que también se manifestó fue Ernesto Suárez, exgobernador de Beni y uno de los líderes del Movimiento Demócratas, quien señaló que cambiar los 2/3 por mayoría absoluta en la Asamblea Legislativa "es la respuesta para quienes pensaron o tenían la esperanza de que el gobierno de Arce sea diferente al del tirano".

Por su parte, el ministro de Justicia, Álvaro Coimbra, recordó que los actos de los asambleístas de la legislatura 2015/2020 cesaron el martes 26, ya que los nuevos asambleístas recibieron sus credenciales el 27 de octubre, por lo que cualquier acto posterior que realicen los cesantes son nulos y, además, pueden ser acusados de usurpar funciones. "Solo les queda entregar sus informes, clausurar e irse", manifestó.

A estos se suman otros actores políticos, grupos de activistas y ciudadanos que rechazan tal modificación, así como organismos internacionales que bajan el pulgar a la determinación al considerarla arbitraria y antidemocrática.

No obstante, de parte del masismo, fue Andrónico Rodríguez, líder cocalero y nuevo senador del MAS, quien salió a defender la determinación y de paso arremetió contra Carlos Mesa y Luis Fernando Camacho, líderes opositores al MAS, que quedaron segundo y tercero en las elecciones generales, respectivamente.

"Señor Mesa y señor Camacho dejen de mentir al país, sean responsables y serios, los 2/3 están establecidos en la CPE, anular o eliminar significaría modificación de la Constitución", manifestó Rodríguez minimizando la situación de los 11 artículos modificados.

Comentarios