Escucha esta nota aquí

La Defensoría del Pueblo condenó este sábado, los actos de violencia y agresiones protagonizados durante los actos de la campaña electoral, por simpatizantes y militantes de algunas tiendas políticas.

“La institución reprocha lo ocurrido el 17 de septiembre de 2020, en la ciudad de Oruro, donde grupos de personas lanzaron piedras a la caravana de la Alianza Creemos y profirieron insultos contra su candidato presidencial Luis Fernando Camacho”, señala el comunicado.

También condena los hechos de violencia protagonizados por la denominada Resistencia Juvenil Cochala, que este sábado atacó a una caravana del Movimiento Al Socialismo (MAS) que realizaba un acto proselitista en la plaza 4 de Noviembre de la ciudad de Cochabamba.

El mismo partido político fue objeto de agresiones por parte de ciudadanos que lanzaron piedras a la comitiva en la capital orureña.

La institución rechazó que grupos de personas hayan impedido a miembros y simpatizantes de Comunidad Ciudadana, realizar su acto proselitista en el sector de la terminal interprovincial en la ciudad de El Alto.

El Tribunal Supremo Electoral es el responsable, a través de sus oficinas departamentales, de vigilar el desarrollo de la campaña electoral a fin de garantizar que ésta se desarrolle en un marco de respeto y tolerancia y que la población pueda ejercer sus derechos políticos el próximo 18 de octubre”, demandó.

Asimismo, la Defensoría del Pueblo pidió a las y los candidatos de las diferentes tiendas políticas, a garantizar que sus militantes y simpatizantes participen de los actos proselitistas sin incurrir en hechos de violencia hacia sus rivales políticos. También demandó de la ciudadanía, ser respetuosos y tolerantes con las actividades de las distintas agrupaciones políticas.