Escucha esta nota aquí

La Defensoría del Pueblo instó al Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP) y al Órgano Judicial a emitir resoluciones basadas en estándares interamericanos de derechos humanos, la Constitución Política del Estado y el Protocolo para Juzgar con Perspectiva de Género la demanda de la población LGBTIQ+ (Lesbiana, Gays, Bisexuales, Transgénero, Transexuales, Intersexual y otras) en los trámites de reconocimiento de la unión libre entre parejas del mismo sexo.

“Estas instancias, al momento de emitir sus resoluciones referidas a la unión de libre, deben tomar en cuenta lo que dispone la normativa nacional e internacional de derechos humanos como la Opinión Consultiva 24/17 de la Corte Interamericana de Derechos Humanos que determina que el vínculo familiar que puede derivar de una relación de una pareja del mismo sexo debe también ser protegido sin discriminación alguna con respecto a las parejas heterosexuales, de conformidad con el derecho a la igualdad y a la no discriminación así como todos los derechos patrimoniales que se derivan del vínculo familiar protegido entre personas del mismo sexo, garantizando con ello el ejercicio pleno de los derechos de las personas con diversa orientación sexual o identidad de género”, manifestó su titular, Nadia Cruz.

La población LGBTIQ+, según remarcó la defensora, merece las mismas prerrogativas que el resto de la ciudadanía en lo referido a su derecho a formar familias y gozar de todos los derechos al igual que las parejas heterosexuales, pues estos núcleos son valiosos en la verdadera construcción de un Estado Plurinacional, inclusivo y social y requieren el desarrollo de políticas que permitan que la sociedad integre las mismas de forma plena y armónica.

En esa línea, la institución espera que el Órgano Judicial emita una respuesta conforme a estándares de derechos humanos, a la demanda interpuesta por Leonel Rivas para el reconocimiento judicial de la unión libre con quien fuera su compañero de vida Ronald Vía, quien falleció a principios de este año. Rivas solicitó ante la instancia competente reconocer esta unión, así como los derechos y obligaciones que de ella emergen.  

“Muchas parejas del mismo sexo se encuentran en desprotección e inseguridad jurídica, pues no pueden gozar de derechos, como la seguridad social a corto o largo plazo, beneficios laborales, pensiones familiares y sus derechos patrimoniales ante una separación o fallecimiento de la pareja”, señaló a propósito del Día de los Derechos de la Población con orientación sexual diversa en Bolivia.

Comentarios