Escucha esta nota aquí

Cochabamba sufrió la noche del martes un nuevo desastre ambiental. A solo dos días del peor incendio en lo que va del año, en el Parque Nacional Tunari, esta vez ardieron los alrededores de la laguna Alalay, afectando a animales silvestres que habitan en el sector.

Personal de Bomberos y voluntarios trabajaron por más de 10 horas para sofocar las llamas, que consumieron totorales y pastizales, en el sector sur, en cercanías a las canchas de entrenamiento del club Aurora.

El hecho causó que varias aves del lugar y otros animales escapen, y otros mueran consumidos por el fuego y la densa humareda. Hasta la mañana de este miércoles continuaron las tareas de enfriamiento del terreno.

El hecho: (Humberto Aillón)


Los datos preliminares indican que el fuego comenzó a las 21:00 y se requirió de la labor de bomberos, voluntarios de GEOS, SAR Bolivia, BEARS y otros, además de las Unidades de Gestión de Riesgos (UGR) de la Alcaldía y Gobernación, para apagarlo.

Dicho espacio alberga a unas 60 especies de aves, muchas migratorias, las cuales se alimentan y anidan en su entorno, que ya antes se vio afectado por la contaminación de sus aguas.

Este tipo de atentados contra nuestro ecosistema tiene que ser sancionado con todo el rigor de la ley, pondremos a disposición de las autoridades nuestros mejores oficios para dar con los responsables del incendio en la Laguna Alalay”, señaló el alcalde Manfred Reyes Villa.

Las imágenes: (Humberto Aillón)

Comentarios