Escucha esta nota aquí

La designación de Álvaro García Linera como el representante boliviano ante la Organización de Estados Americanos (OEA) está en manos del presidente Luis Arce. El canciller Rogelio Mayta informó que su despacho no tomó ninguna decisión y agradeció la sugerencia de Evo Morales, quien propuso el nombre del exvicepresidente como embajador ante el organismo multilateral.

"La decisión de nombramientos en el servicio exterior son decisiones y atribuciones que corresponden al presidente (Arce). Sin embargo, se va a escuchar voces importantes como la del expresidente Morales, pero esa decisión le corresponde al presidente. En lo que compete a Cancillería no se ha tomado ninguna decisión", afirmó Mayta.

Morales reveló que expresidentes de la región le habían pedido que sea embajador boliviano ante la OEA, pero el exmandatario prácticamente desistió de esa invitación y sugirió el nombre de García Linera para que sea el representante nacional en el organismo multilateral. El expresidente dijo que la idea es llevar a Washington la postura de que el año pasado no hubo un fraude electoral y que su gestión sufrió un "golpe de Estado".

La oposición reprochó la sugerencia de Morales y consideró que el expresidente sigue tomando decisiones en la administración de Luis Arce, según cuestionó el jefe de bancada de Creemos en la Cámara de Diputados, Erwin Bazán.

Comentarios