Escucha esta nota aquí

Once ciudadanos de nacionalidad cubana, que no tenían su documentación en orden, ni el certificado negativo de una prueba PCR para ingresar a territorio nacional, fueron detenidos en Guayaramerín (Beni) por personal de la Policía de Navegación de la Capitanía de Puerto Mayor 'Sócrates Vargas Camacho', dependiente del Tercer Distrito Naval Madera de la Armada Boliviana.

Si bien las fronteras con Brasil permanecen cerradas por un lapso de siete días como medida de prevención para frenar la propagación del Covid-19 y, en especial, el ingreso de la nueva variante del virus a a territorio nacional, todavía hay quienes que se dan modos para circular de manera irregular, según el reporte.

“De acuerdo a lo dispuesto por el gabinete ministerial, la frontera con el vecino país se abrirá por tres horas al día, donde todas las personas que pretendan ingresar al país, deberán mostrar el certificado de prueba PCR. Frente a esta situación, durante un patrullaje fluvial y control portuario, se procedió a detener 11 ciudadanos cubanos indocumentados y en coordinación con la Dirección de Migración en Guayaramerín, procediéndose luego a su deportación al Brasil” informaron desde la Armada.

El viernes, el viceministro de Comercio Exterior e Integración, Benjamín Blanco, confirmó la ampliación por siete días más del cierre de fronteras con Brasil ante la amenaza de una nueva variante del Covid-19. “Se trabajó tal como dice el decreto 4481, entre Cancillería, el Ministerio de Salud y el Ministerio de Gobierno. Después de revisar las distintas evaluaciones en cuanto a la evolución epidemiológica en frontera, se decidió el cierre adicional de otros siete días más”, informó la autoridad. Serán 14 días en total del cierre fronterizo.

Se determinó, además, la excepción a las restricciones para que gobiernos autónomos municipales fronterizos dispongan diariamente el tránsito de un país a otro solo para realizar actividades comerciales por el periodo de hasta tres horas.

Marineros inmunizados

En los últimos días, en la zona fronteriza del país, las autoridades dispusieron la vacunación contra el Covid-19 de los militares que operan en las distintas regiones limítrofes con Brasil. 

En Puerto Quijarro, 53 marineros recibieron la dosis contra el coronavirus en el Hospital Príncipe de Paz por parte del personal del Servicio Departamental de Salud (Sedes).

A pesar de haber recibido esta vacunación informaron "que no bajarán la guardia" y que contribuirán a redoblar las medidas de bioseguridad para evitar contagios masivos. Se apunta a aplicar las medidas en otras regiones.

Comentarios