Escucha esta nota aquí

El candidato a Gobernador de La Paz por la alianza Jallala, Santos Quispe, denunció esta tarde que el fundador de la sigla de la agrupación que también postula a Eva Copa a la Alcaldía de El Alto, Leopoldo Chui, “se vendió al MAS”, partido que tiene como objetivo “anular como sea mi candidatura y la de la hermana Copa”, aseguró.

Este medio intentó comunicarse con Chui, pero su celular estaba apagado y sus colaboradores indicaron que se encontraba en una reunión y no podía dar declaraciones.

Hoy por la mañana, un grupo de personas se dirigió a la casa de Chui para protestar porque él envió un delegado al Tribunal Electoral Departamental para cambiar a concejales partidarios de Eva Copa. Familiares del fundador del partido denunciaron que intentaron quemar la casa y que incluso se afectó a niños y personas de la tercera edad en esa acción.

Allegados a Eva Copa señalaron que efectivamente simpatizantes suyos se enteraron de estos cambios y  se autoconvocaron para protestar en la residencia de Chui. Encendieron una fogata grande pero no es cierto que se hubiera intentado incendiar la casa. Además, por la tarde otro grupo hizo vigilia en la puerta del TED La Paz, para evitar que se modifiquen las listas.

Por su parte, el hijo del Mallku, denunció que “el MAS le ha pagado a Leopoldo Chui. Ustedes saben que él mismo quiso inhabilitar mi candidatura y no pudo hacerlo. Ahora se va por el otro extremo. Nosotros estamos esperando. No puede inhabilitarnos porque un candidato tiene que renunciar. Podemos meterle un proceso porque nuestra militancia en las provincias invirtieron en la campaña. No puede burlarse”.

Aclaró que no hay una pelea en el interior de Jallala, “Chui está actuando en solitario. Un grupo de personas fue a su casa para protestar, porque este señor estaba cobrando, extorsionando, pidiendo dinero para no cambiar concejales en las alcaldías de La Paz y el Alto, como en las provincias. La gente molesta por ese motivo fue hasta su casa”. Pero, lo más delicado, es que “el MAS le está poniendo plata, más de un millón, para que nosotros no participemos, mi persona y la hermana Eva Copa, en esta elección. De todas maneras nos quieren inhabilitar”.


Comentarios