Escucha esta nota aquí

Tras el ampliado del MAS en Cochabamba, el jefe de bancada del oficialismo, Gualberto Arispe, aseguró que el vicepresidente del Estado, David Choquehuanca, como militante de ese partido debe obedecer el mandato de las bases que le prohibieron dictar clases de formación política ya que sería competencia de la dirigencia nacional.

"Las denuncias llegaron de los nueve departamentos y algunas regiones del país que nuestro vicepresidente había ido a dictar cursos de formación política, pero esa tarea y misión fundamental es de la dirección nacional del MAS y se recomienda a nuestro vicepresidente a que trabaje como presidente nato de la Asamblea en coordinación con la estructura nacional", informó el diputado.

El vicepresidente del MAS, Gerardo García, fue el primero en acusar a Choquehuanca de conformar su propio partido e intentar "tumbar" a Evo Morales. Le siguió el senador Leonardo Loza que afirmó que el 'vice' había organizado reuniones donde habló mal de su 'comandante' y del Trópico de Cochabamba.

El diputado Héctor Arce se refirió a "reuniones clandestinas" con jóvenes en diferentes regiones del país.

En el punto cinco de la resolución del ampliado del MAS, el documento se señala: “Pedimos respetuosamente al hermano David Choquehuanca que no use la Vicepresidencia para dividir al instrumento ni para organizar su propio partido político, al contrario, se dedique a hacer gestión con las estructuras orgánicas del MAS”.

El parlamentario Arispe señaló que se trata de una recomendación y no un llamado de atención o falta de respeto al vicepresidente como había señalado el diputado del ala renovadora, Rolando Cuéllar. 

"El Gobierno del presidente Arce y vicepresidente Choquehuanca es un gobierno del MAS. La base quien dirige el partido, el MAS IPSP y estos sectores sociales quienes llevaron al poder a nuestro binomio, incluso a nosotros, tienen el derecho de recomendarnos, encomendarnos tareas y no es ninguna falta de respeto. Somos militantes con principios ideológicos, obedecemos lo que nos indiquen en este caso el MAS IPSP como todo militante tenemos que obedecer", enfatizó Arispe en contacto con EL DEBER.

Desde Buenos Aires, Choquehuanca dijo en una entrevista con el diario Página 12 que es bueno tener diferencias, aprovechó en ratificar a Morales como presidente de su partido y afirmó que el Gobierno de Arce "es de las organizaciones”.

El ejecutivo de la Federación de Trabajadores Campesinos de La Paz “Tupaj Katari”, Luciano Marca, criticó a Gerardo García y Rodolfo Machaca por eternizarse en el poder y los calificó de dirigentes "mañosos y corruptos" que deben ser cambiados.

Sobre la propuesta renovadora del vicepresidente, Marca dijo que la dirigencia del MAS y Morales deben dejar hacer gestión a los jefes de Estado y aceptar los cambios que propone Choquehuanca.

"Hay que renovar a estos hemanos corruptos, dirigentes del MAS y meter una gente nueva. (...) Evo tiene derecho a ser candidato en 2025, todos tenemos derecho. Pero esta gestión de Lucho y David hay que dejar gobernar también", aseveró.

El 11 de julio, dentro de los acuerdo del MAS con el Gobierno conminó al presidente nato de la Asamblea Legislativa a trabajar la agenda legislativa estratégica del bicentenario y exigieron priorizar proyectos de ley presentados por los asambleístas del MAS-IPSP.

Arispe aclaró que dentro del Legislativo "no sienten" que el vicepresidente esté dividiendo al partido ya que se reúnen cada martes para socializar los proyectos de ley y análisis de la coyuntura.

Comentarios