Escucha esta nota aquí

El expresidente Evo Morales denunció la irrupción de una nueva derecha populista que "busca desestabilizar al Gobierno de Luis Arce", mientras que el Gobernador de Santa Cruz, Luis Fernando Camacho, llamó la atención al Ministerio de Defensa y dijo que su explicación sobre el inusitado movimiento militar que hubo hoy, con el movimiento de tropas y mecanizados por las carreteras en distintos puntos del país, justo antes del paro indefinido que se iniciará el lunes, "no convence".

En su cuenta de Twiter, Morales dijo que “en Bolivia ha vuelto el racismo, hay una nueva derecha populista, racista que no admite que los salvajes, los violentos y la raza maldita, como nos llamaron los golpistas, hayamos vuelto al gobierno pacíficamente, con el voto mayoritario del pueblo para el MAS-IPSP".

Más temprano, el Pacto de Unidad y la COB señalaron que si es necesario saldrán a las calles y a las carreteras para impedir que prospere el afán “golpista” de los sectores como gremiales, el transporte pesado, las universidades, los médicos, los cívicos que demandan la eliminación de leyes como la estrategia antilegitimación de ganancias ilícitas que podría afectarlos o el plan de desarrollo económico que ven que pulveriza las autonomías.

Ante el inusitado movimiento en las carreteras, el Ministerio de Defensa emitió un boletín oficial en el que informa que el Comando General del Ejército comunica y pide a la opinión pública y población en general, evitar susceptibilidades, especulaciones y desinformación ante el movimiento de vehículos, material, equipo, armamento militar, personal de Cuadros y Soldados de las diferentes Grandes y Pequeñas Unidades Militares de todo el país

"Este movimiento se realizará a partir de la fecha para constituirse en todas las capitales de departamento (La Paz, Cochabamba, Santa Cruz, Sucre, Tarija, Trinidad, Cobija, Potosí y Oruro) el 13 de noviembre a horas 09:30 am, donde se conmemorará simultáneamente el CCXI Aniversario de la Batalla de Aroma y Día del Ejército de Bolivia”, explica el comunicado.

El gobernador Camacho respondió que “el Ejército hace una aclaración que no disipa todas las dudas. No es habitual este desplazamiento de tropas en tiempos de democracia, más todavía en momentos en que se avecinan protestas sociales”, y luego complementó que El Gobierno debe actuar con responsabilidad "sin generar más inestabilidad política ni más provocaciones a nuestro pueblo”.



Comentarios