Escucha esta nota aquí

El Gobierno del presidente Luis Arce recibió un escalafón diplomático “plenamente vigente y consolidado” para que continúe la institucionalización de la Cancillería y del servicio exterior, sostuvo la excanciller Karen Longaric.

La aclaración tiene que ver con un proceso de “reorganización” del Ministerio de Relaciones Exteriores que derivó en el despido de unos 150 diplomáticos de carrera, un número que representa el 92% del servicio exterior, según la denuncia de los afectados.

El escalafón diplomático es un mecanismo dinámico que fue aprobado el 9 de septiembre de 2020 y está en plena vigencia. Se elaboró con base en el escalafón aprobado el año 2004 y cumpliendo con todas las disposiciones de la Ley 465”, señaló la exautoridad en un contacto con EL DEBER.

El vicecanciller Freddy Mamani informó, en un contacto anterior con esta redacción, que una resolución del 4 de noviembre de 2020 -firmada cuatro días antes del juramento del presidente Arce- había “suspendido la condición del diplomático de carrera” que es la base del escalafón diplomático.

“La resolución 8/2020 lo que hace es suspender el proceso de recategorización, un mecanismo que permite a los diplomáticos subir de rango en el escalafón. Suspendimos el proceso con la resolución mencionada para que fuera el próximo Gobierno quien revise las solicitudes y recalifique a aquellos diplomáticos que les corresponda ascender”, explicó.

El escalafón diplomático es un mecanismo legal por el que un profesional, formado en relaciones exteriores, asciende de grado en mérito a su formación y experiencia. Un sistema parecido se aplica en las Fuerzas Armadas, la Policía y el Magisterio. 

Por lo general, estos profesionales de carrera son formados por la Academia Diplomática del Estado Plurinacional, aunque la Ley 465 admite la posibilidad que, por invitación especial, se incorporen personalidades de reconocida trayectoria y de servicio en favor de los intereses del país.

Mamani consideró que, en el marco legal vigente, se debe reestablecer la condición de diplomático de carrera y del escalafón. “Se está trabajando en esto, pero no será pronto obviamente”, dijo.

“El escalafón y su reglamento fueron aprobados por el consejo evaluador, conformado por mi persona, los viceministros y con el asesoramiento técnico y la participación activa del director de la Academia Diplomática, Mauricio Dorfler, quien fue vicecanciller y embajador en la gestión de David Choquehuanca, y permaneció como director de la academia por su condición de diplomático de carrera, puntualizó Longaric.

Entre tanto, los diplomáticos afectados por los despidos enviaron sendas cartas al presidente Arce y al vicepresidente David Choquehuanca para que se pueda revisar la decisión que motivó su desvinculación, indicó Javier Viscarra, uno de los profesionales apartados del servicio exterior, quien remarcó que “se despidió a profesionales con experiencia de 25 años en temas sustantivos para el país”.

El profesional explicó que se logró consolidar un primer escalafón en 2004 que quedó “inactivo” por 16 años. En 2020, según explicó, se procedió a actualizar de manera que los diplomáticos de carrera puedan avanzar en su calificación de méritos. 

Un escalafón diplomático parte con los grados de tercer, segundo y primer secretario, pasa a ministro consejero y ministro de primera para llegar a embajador, un nivel que se alcanza tras 25 años.

La actualización de los rangos diplomáticos que se hizo en 2020 permitió que todos los profesionales de carrera suban un peldaño de manera general, pero lo que quedó en suspenso fue la calificación individual, un procedimiento que quedó para el Gobierno de Arce. “Esa resolución se asume durante los últimos días de octubre, por lo que era imposible cerrar el proceso antes de la llegada del nuevo Gobierno”, señaló Viscarra, quien estuvo destinado en Holanda hasta noviembre.

El plan de reorganización que lleva adelante la Cancillería no debería entenderse como una “masacre blanca”, puntualizó el vicecanciller, tras afirmar que desde fines de 2019 y noviembre de 2020 se sacó del servicio exterior “a muchos profesionales formados en los primeros 14 años del Estado Plurinacional”.

Funcionarios de carrera, que optaron por el anonimato, expresaron también su molestia por las “designaciones arbitrarias en el Gobierno de Jeanine Áñez”.

Comentarios