Escucha esta nota aquí

Con una multitudinaria presencia de sus seguidores y allegados, el exministro Iván Arias acudió este viernes a la Fiscalía paceña para prestar su declaración por una acusación que pesa en su contra, un supuesto delito de incumplimiento de deberes cuando fungía como ministro de Obras Públicas durante el Gobierno de transición.

La ex autoridad fue convocada ante la denuncia del exjefe de Transparencia de la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC, entidad dependiente de Obras Públicas), Omar Durán, quien presentó varias acusaciones tras ser destituido del cargo cuando Arias fungía como ministro

El exministro y alcalde electo de La Paz, se abstuvo de dar declaraciones a la prensa y pasó a instalaciones del Ministerio Público. Varios de sus seguidores lo escoltaron hasta el lugar.

Arias tiene dos acusaciones en su contra. Por el presunto ilícito de corrupción y daño económico al Estado deberá responder el próximo martes.

El exministro manifiesto que se trata de “persecución” política y el MAS está dolido porque él ganó la Alcaldía de La Paz.

Para la declaración de hoy también fueron citadas María del Carmen Sarmiento Sánchez y Marlen Rocío Aguilar Contreras, exfuncionarias del Ministerio de la cartera de Estado que dirigía Arias durante la administración de Jeanine Áñez, expresidenta constitucional de Bolivia.

Arias fue arropado por cientos de paceños que se dieron cita en distintos puntos de la ciudad de La Paz y luego marcharon junto a él hasta la Fiscalía.

Al respecto, el expresidente del país y líder de Comunidad Ciudadana, Carlos Mesa, sostuvo que el único golpe de Estado es el que quiere perpetrar el MAS en contra del alcalde electo de La Paz. "Es evidente que con la persecución judicial busca inhabilitarlo e impedir que asuma el cargo que le confió el pueblo paceño. El voto se respeta, la democracia se defiende", apuntó.

Comentarios