Escucha esta nota aquí

Ante la amenaza de la cuarta ola de contagios de Covid-19 en territorio nacional, el Comité de Operaciones de Emergencia Municipal (COEM) de El Alto empezó a tomar previsiones y la más llamativa se centra en la instalación de farmacias municipales, iniciativa que busca frenar la especulación con el precio de los medicamentos.

“Hemos visto que, en la primera ola, el precio de los medicamentos subieron como espuma. Una aspirina costaba 10 bolivianos y en algunos lugares no había ni siquiera medicamentos. Lo que vamos a hacer en esta nueva fase es implementar las farmacias municipales, que van a estar en lugares estratégicos y los medicamentos se van a vender como corresponde, al precio que determina la Agemed (Agencia Estatal De Medicamentos Y Tecnología En Salud)", informó la alcaldesa alteña Eva Copa.

Del mismo modo, la autoridad sostuvo que se realizarán estudios para analizar la dotación de medicamentos de forma gratuita en los propios hospitales alteños, con miras de ayudar a personas de escasos recursos.

Otra de las determinaciones del COEM se centro en la ratificación de los contratos del personal médico hasta diciembre para dar seguridad laboral a quienes están en la primera línea de combate de la enfermedad.

Copa adelantó que se gestiona la compra de un equipo de desinfección para ser utilizado en las ferias comerciales como la 16 de Julio y que se sumará a los puntos fijos de vacunación y pruebas de antígeno nasal al Centro de Referencia Ambulatorio (CRA) ubicado en la Ceja de El Alto.

Por último, las medidas asumidas anteriormente seguirán vigentes, tales como la coordinación con el Ministerio de Salud para recibir las vacunas, seguir con la vacunación casa por casa, controlar que se cumpla el 50% de aforo en las actividades económicas con apoyo de las organizaciones sociales y exigir el carnet de vacunación en actividades de concentración masiva, entre otros.

Comentarios