Escucha esta nota aquí

La fiscal Heidi Gil afirmó la mañana de este martes que “posiblemente existen  riesgos de fuga” de la exministra Nemesia Achacollo, que mañana tendrá que volver a juzgados para una audiencia en la que se podría revertir el arresto domiciliario.

La investigadora informó que se notificó a la exautoridad sobre la cita para analizar la solicitud de suspensión de sus medidas sustitutivas, misma que tendrá lugar mañana en el juzgado 2do de Instrucción en lo penal de La Paz.

“Estamos esperando la verificación domiciliaria, para ver si está o no cumpliendo su arresto domiciliario”, acotó la investigadora, que informó que recién fue notificada esta jornada sobre la audiencia.

La exautoridad fue detenida el 5 de agosto de 2016 y cumplió un año detenida en la cárcel de Miraflores de La Paz, luego, en diciembre de 2017, se dispuso su arresto domiciliario, que debería cumplir en su domicilio en Montero (Santa Cruz).

En la víspera, el actual director del Fondo de Desarrollo Indígena, Rafael Quispe, reveló que pese a haberse anunciado, no hubo ninguna auditoría a los proyectos de ese emprendimiento durante el Gobierno del MAS, debido a que las irregularidades habrían afectado a exministros y otras exautoridades.

Sostuvo que los titulares que dejaron ese espacio cometieron el delito de omisión, al incumplir la revisión de la entrega de recursos. “He conversado con algunos funcionarios y me dijeron que había la instrucción de no realizar la auditoría, porque implicaría a muchas más autoridades”, contó.

Él es uno de los principales promotores para que Achacollo vuelva a la cárcel por el daño económico al Estado generado en la entrega de recursos económicos para proyectos fantasma. Incluso solicita que la exministra sea incluida dentro de al menos 200 procesos penales abiertos en el país.