Escucha esta nota aquí

Bajan los focos de calor en Bolivia. Un nuevo reporte de la Autoridad de Bosques y Tierra (ABT )estipula que los focos de calor disminuyeron en un 90% durante la última semana, en relación al mismo periodo de 2019. Esto significa que del 17 al 23 de agosto se registraron 4.059 focos, es decir 580 por día, cuando el año pasado el promedio diario era de 5.262 focos de calor.

Desde la entidad atribuyen este 'alivio ambiental' a dos factores. El primero son las lluvias registradas en los últimos días en la zona oriental de Bolivia, que contribuyeron a la merma de incendios forestales registrados principalmente en el departamento cruceño.

El segundo factor que frenaron los focos de calor, según la ABT, es una resolución de la entidad para paralizar las quemas en los departamentos de Beni y Santa Cruz, lo más afectados por estas prácticas en las zonas rurales y productivas, según el director ejecutivo de la ABT, Víctor Hugo Áñez Bello, quien resaltó el Plan de Prevención de Incendios Forestales vigente.

Sin embargo, la ABT tiene activa la alerta naranja por el pronóstico de fuertes vientos en lo que resta del mes y a un ascenso de la temperaturas con probabilidad de alcanzar los 35°C a 39°C. Este fenómeno afectaría principalmente a las provincias cruceñas, entre ellas  Guarayos, Ñuflo de Chávez, Velasco, Chiquitos, Ángel Sandóval y Germán Busch.

Además, las autoridades no bajan la guardia debido a que se prevé que el periodo de seca se prolongará hasta fines de octubre, por lo que nuevos incendios podrían amenazar al país en las próximas semanas.

"Solicitamos a la ciudadanía no realizar quemas ni mal manejo del fuego, porque las condiciones son propicias para que se produzcan incendios forestales", manifestó Áñez, a tiempo de advertir que las personas que desobedezcan la normativa vigente, que declara ilegales todas las quemas, deberán atenerse a lo que dispone la ley. 

En la ABT se han iniciado más de 200 procesos administrativos contra los autores de quemas y chaqueos y subrayan que evitar incendios forestales y quemas ilegales "es tarea de todos", por lo que piden realizar denuncias de quemas ilegales y otras relacionadas al tema ambiental a la línea 800 102010 y al WhatsApp 677 00422.

Si bien bajaron los focos de calor, eso no significa que el impacto del fuego no haya golpeado a los ecosistemas del país. Un informe preliminar del Ministerio de Medio Ambiente y Agua establece que la superficie quemada a escala nacional asciende a 376.052 hectáreas, siendo el departamento de Beni el más golpeado con 138.782 hectáreas afectadas en la presente gestión. 

No obstante, desde esta cartera de Estado informaron que las cifras definitivas se obtendrán una vez que tengan los reportes concretos de imágenes satelitales para cuantificar la superficie exacta.