Escucha esta nota aquí

El exviceministro de Planificación Estratégica, Germán Huanca Luna, renunció a su cargo hace algunos días, porque recibió una invitación para reemplazar a Rafael Quispe, en el Fondo Indígena, lo que iba a representar un enorme desafío en su carrera. Sin embargo, la posesión quedó suspendida por una campaña a través de las redes sociales, en la que se manipuló una foto suya para vincularlo con el MAS.

El viernes 8 de mayo, Rafael Quispe fue destituido del cargo de Director del Fondo de Desarrollo Indígena debido a una reunión que sostuvo con comunarios en Marquirivi, en el municipio de Achocalla, de La Paz, el 13 de abril, incumpliendo la cuarentena.

Ese mismo día, la ministra de Desarrollo Rural y Tierras, Eliane Capobianco, anunció que el sucesor sería Huanca. A partir de ese momento, él fue atacado en redes sociales con la divulgación de unas fotografías en las que aparece vestido con una camiseta azul que lleva las siglas del Movimiento al Socialismo (MAS-IPSP).

De hecho, el portal Bolivia Verifica hizo una minuciosa búsqueda y pudo encontrar las fotografías originales en la propia cuenta en Facebook de Germán Huanca y constató que en la foto en cuestión, la prenda de vestir, con la que aparece en las imágenes que circularon en redes sociales, fue manipulada. Se sacó el logotipo de la marca de la camiseta y se colocó, en su lugar, las siglas del partido político MAS-IPSP.

En contacto con EL DEBER, Huanca señaló: “Es completamente falso, le cambiaron el logo de mi polera. Usted la puede encontrar en mi cuenta de Facebook. Yo me imagino que por la desinformación que se generó en las redes sociales, imagino que hubo en el Gobierno la decisión de abortar mi designación”.

En las conversaciones, antes de asumir el cargo, se le planteó una gestión “netamente técnica. Poner a disposición el Fondo Indígena para la generación de empleo en las comunidades. Hacer proyectos eficientes, que los fondos fluyan y todo lo que corresponda a un portafolio de actividades que representaban un enorme desafío. Imagino que buscaron la persona idónea, sin antecedentes criminales ni de corrupción y con la capacidad técnica. Pero esta maniobra suspendió todo, luego de que yo ya había renunciado al Viceministerio”.

En 1990 Ingresó a la Universidad Mayor de San Simón a estudiar Economía, ese año obtuvo la máxima distinción en esa carrera y al cabo del tercer año fue elegido dirigente máximo de los ayudantes de cátedra. Continuó sus estudios en la Universidad Católica Boliviana (UCB), con beca, egresó en 1995 y se tituló en 1997.

En 2006 ganó la beca Fulbright. Retornó de Estados Unidos el 2008, con un máster en Economía Financiera. El 2010 asumió como gerente de programas de USAID, “donde pude administrar recursos de los EEUU por un monto superior a 60 millones de dólares, implementando proyectos en muchas comunidades de los Yungas”.

El 2014 advierte que tuvo que salir del país. "Fui contratado por la Secretaría General de la Comunidad Andina en Lima Perú. Primero como consultor, luego como Asesor y finalmente como Gerente de Informática”. 

El 2017 retornó al país y apoyó al proyecto de construcción de las torres Mall, en La Paz, luego fue docente de las Universidades UCB, como catedrático de la maestría de proyectos, y en la UPB como docente de pregrado y Centro de Capacitación CENCAP.

En agosto del 2019 ingresó a trabajar a la Agencia Boliviana de Energía Nuclear ABEN como consultor. Aclara a este medio, que fue la única experiencia que tuvo en el sector público. Allí estuvo hasta noviembre del 2019, “entre marchas obligatorias y fotos de control”.

El 22 de Noviembre del 2019, fue designado viceministro de Planificación Estratégica del Estado. "El martes 17 de marzo el Gobierno me puso el desafío de armar la Sala de Situación, en el piso 22 de la Casa Grande, donde coordiné la implementación de medidas para el Covid-19, labor que la realizamos sin parar ni sábados ni domingos”.

Sentenció que no fue procesado. “No he robado, no pertenezco a ningún partido político, la honestidad es lo que me caracteriza y espero que quienes han tuiteado y retuiteado los materiales publicados por el periodista Junior Arias @DVerdadBolivia y el diputado Amilcar Barral @amilcarbarral se percaten de que cometieron una injusticia”.

El ex viceministro advirtió que con esa oleada de mensajes en su contra se ha visto perjudicado por las redes sociales y los medios que han replicado esta mentira. "Nadie me preguntó quién soy yo, y al parecer, mi designación ha quedado suspendida”.