Escucha esta nota aquí

El Ministerio de Salud optimizó la vacuna Janssen (Johnson & Johnson) en la inmunización de la población urbana y rural, quedando aún por aplicar un 4% en regiones donde aún quedan pocas dosis, por lo que se acelera la labor tomando en cuenta que -según protocolos internacionales- toda vacuna tiene un factor de pérdida del 10%, afirmó este martes el responsable nacional del Programa Ampliado de Inmunización (PAI), Max Enríquez. 

“En los departamentos de Pando, Cochabamba y Oruro ya no se cuenta con esta dosis, en Chuquisaca se tiene un número no mayor a 400, pero en La Paz y Santa Cruz se concentra la mayor cantidad de la vacuna Janssen, de Johnson & Johnson, por eso es que estamos optimizando la inmunización de la población con esas dosis”, detalló Enríquez.

En julio, Bolivia recibió 1.008.000 dosis de vacunas Janssen a través del mecanismo Covax, siendo uno de los 14 países de América Latina y el Caribe que recibió esas dosis como parte de la lucha contra la pandemia de coronavirus.

Enríquez explicó que al inicio se enviaron esas dosis al área rural por la facilidad de su uso y la logística, pero a fin de implementar de manera más efectiva su uso se concentró el inmunizante también en el área urbana del país.

Por otra parte, el responsable nacional del PAI reveló que más del 65% de la población ya recibió la primera dosis y un 55% el esquema completo. No obstante, aún hay un importante porcentaje de gente que debe ser vacunada, ante esa situación pidió a la población asistir a los centros de inmunización para que reciba la vacuna y proteja a su familia de Covid-19.

Comentarios