Escucha esta nota aquí

Luego de que oficialismo y oposición coincidieron en que la venta de plasma hiperinmune debe ser totalmente prohibida y penada, el Ministerio de Salud anunció que presentará querellas penales contra las personas que lo comercializan, como también a los que lucran con oxígeno medicinal.

 El Gobierno recuerda que lucrar con la salud de la población se constituye en un delito que está penado por ley, tipificado en el artículo 216 del Código Penal.

Ante ese hecho, el Ministerio de Salud pidió a la población denunciar esos ilícitos mediante los Servicios Departamentales de Salud para su inmediata intervención.

La diputada del MAS, Sonia Brito, manifestó que su bancada ve este tema con mucha preocupación. “Todos debemos aportar desde donde podamos”, expresó.

En el caso de las personas que resultaron infectadas y lograron sanarse, “decirles que esta no es una enfermedad individual, es una pandemia colectiva que afecta a toda la sociedad y por supuesto que eso no puede comercializarse, eso es una barbaridad, la vida es un derecho humano”, subrayó Brito.

    A través de redes sociales, como Facebook, se evidenció que algunas personas comercializan esos productos, tratando de ganar dinero a costa de la salud de quienes requieren con suma urgencia plasma u oxígeno para recuperarse del Covid-19.