Escucha esta nota aquí

El Gobierno coincide con las proyecciones del Instituto de Métricas y Evaluación de la Salud de la Universidad de Washington, en EEUU, que estima que el pico más alto de la curva de contagio en Bolivia será el 27 de julio con 93.697 casos de coronavirus y también proyectó que habrá 7.536 muertos hasta el 4 de agosto.

“Se espera que hasta fines del mes de julio estemos llegando aproximadamente a los 100.000 casos” , afirmó la ministra de Salud, Eidy Roca, esta semana, y adelantó que el número, de forma inevitable, generará un incremento en la cantidad de muertos y camas disponibles.  Mientras tanto, el jefe nacional de Epidemiología anticipó entre 4.000 y 7.000 decesos hasta fines de agosto, “dependiendo de los cuidados que asuma la población”.

Bolivia vivirá en julio la “peor” curva de contagios con el coronavirus, de acuerdo a proyecciones realizadas por el Gobierno, que fueron compartidas por la presidenta Jeanine Áñez en una conversación en el programa que tiene su par de Colombia, Iván Duque.

Las proyecciones que tenemos es que todavía estamos en una curva alta y la peor de las curvas la vamos a tener en el siguiente mes. Dios permita que podamos contenerla, pero la dinámica en la economía nos obliga a tener ciertas flexibilizaciones”, señaló la mandataria en el contacto.

“Nosotros estamos sobre la base de la curva que vamos a tener y cada municipio tiene la responsabilidad de realizar una valoración. De ninguna manera podemos hablar que sea algo afortunado el hecho de estar perdiendo vidas, porque duele mucho estar en una situación tan seria y delicada”, reflexionó la jefa de Estado.