Escucha esta nota aquí

Los reportes, informes o comentarios que el Gobierno considere que sean motivo para confundir a la población sobre el caso del supuesto 'tráfico ilícito de armas' desde el exterior hacia Bolivia (2019) puede tener consecuencias para quienes tomen parte de estas acciones.

Así lo expuso el viceministro de Régimen Interior, dependiente del Ministerio de Gobierno, Nelson Cox, quien informó este miércoles que aquellos actores políticos que desinformen a la población sobre el tema podrían ser vinculados con el caso.

“Quienes en este momento estén intentado confundir (a la población), siendo cómplices de lo que ha sido una masacre, siendo cómplices de lo que ha sido un golpe de Estado, que lo piensen muy bien porque pueden asumir las responsabilidades de las vinculaciones”, indicó el viceministro en contacto con radio Éxito.

Solicitó a los asambleístas de Comunidad Ciudadana (CC) ser más responsables con sus declaraciones, y que no intenten confundir a la población con afirmaciones que estarían promoviendo la impunidad. 

En las últimas horas, el líder nacional de CC, Carlos Mesa, calificó de “tramoya vergonzosa” las denuncias que surgen desde el Gobierno por el traslado de armamento desde Argentina y Ecuador a Bolivia, en noviembre de 2019.

Mesa considera que la administración del MAS busca sustentar esa teoría para reforzar su premisa de un supuesto 'golpe de Estado' en Bolivia, tras la renuncia de Evo Morales a la Presidencia.

Entretanto, Cox sostuvo que el Gobierno es responsable con todas las investigaciones y eso lo demuestra la documentación que presentó sobre el ingreso ilícito de armamento argentino en 2019.

“Aquí no hay ningún show, tenemos documentación (….). Que reflexionen como asambleístas y que sean conducentes como lo que el pueblo quiere”, enfatizó Cox.

La autoridad indicó que todas las personas que sean convocadas por la Fiscalía a rendir su declaración en calidad de testigos deben cumplir con su obligación y dar su versión; en caso de incumplir, podrían ser consideradas como cómplices. “Todo ciudadano tiene la obligación de declarar lo que ha visto”, aseveró.

Comentarios