Escucha esta nota aquí

Lo que era considerado como un rumor falso de redes sociales, se confirmó. La hija de Evo Morales, Evaliz Morales Alvarado, recibió la primera dosis de la vacuna Sputnik-V el 24 de mayo, pese a que no está en edad de ninguno de los rangos habilitados por el Ministerio de Salud.

El hecho fue corroborado por Bolivia Verifica y Cheque Bolivia, dos medios especializados en la verificación de noticias y del discurso público. Ambas plataformas tienen como objetivos luchar contra la desinformación y las noticias falsas que circulan por las redes.

Desde hace varios días circulaba por redes sociales, como Facebook y Twitter, el carnet de vacunación de la hija del exmandatario, que trabaja en la Procuraduría General del Estado.

Esto generó la indignación de varios usuarios que reprocharon el beneficio que goza la hija del exmandatario de 26 años. De acuerdo al cronograma establecido por el Ministerio de Salud, las vacunas solo pueden ser aplicadas a las personas mayores de 40 años y gente de la tercera edad.

“El código QR que aparece en el carnet de vacunación deriva directamente al portal del SUS del Ministerio de Salud. Allí se muestran los datos de Evaliz, los cuales coinciden con la información pública conocida: nombre completo, fecha de nacimiento y número de carnet de identidad”, reportó Bolivia Verifica en su portal.

Por su parte, Cheque Bolivia, informó que Evaliz “se vacunó en la Caja Bancaria Estatal de Salud – “Clinica Modelo La Paz" con la primera dosis de la vacuna Sputnik-V” el 24 de mayo de este año.

Ese mismo día, el presidente Luis Arce recibió la primera vacuna en el Hospital del Sur de la ciudad de El Alto. En esa fecha, la vacunación estaba programada para mayores de 50 años, rango en el que no entra la hija del exmandatario.

Ambos medios verificaron los datos de la vacunación que circulan en las redes y constataron que son los de la hija del expresidente.

Chequea Bolivia, informó que trato de contactarse con Evaliz, pero sin éxito.

Desde hace varias semanas Bolivia sufre una tercera ola de contagios de covid-19. El panorama es sombrío porque faltan vacunas para población, pese que el Gobierno aseguró que iba acelerar la campaña inmunización.  


Comentarios