Escucha esta nota aquí

El presidente de la Conferencia Episcopal de Bolivia, monseñor Ricardo Centellas, se refirió esta jornada a dos temas que marcan la agenda política del país: las medidas de presión que denuncian presunto fraude en las elecciones del 18 de octubre y el retorno de Evo Morales.

El representante de la Iglesia católica dio su respaldo a la realización de una auditoría externa a las elecciones del 18 de octubre, pedido que es realizado por activistas y varios sectores del país que -a través de movilizaciones- vienen denunciando un presunto fraude.

"Yo creo que eso es de rigor, el Tribunal como ha estado manifestando transparencia, entonces que siga manifestando esa actitud y parte de este proceso electoral es hacer esta auditoría internacional para que todos estemos objetivamente clarificados en un proceso transparente, si hay dudas indudablemente vale la pena", señaló el representante de la Iglesia.

La autoridad eclesial también habló de la recomendación de la Asamblea Legislativa Plurinacional para el inicio de procesos judiciales contra autoridades del actual Gobierno y pidió que una investigación sea la que defina si hubo acciones delictivas, pero que esto no se convierta en una persecución.

«La persecución venga de donde venga nunca es buena, la investigación está bien. Hacer un proceso judicial a una persona está bien, pero la persecución, el odio, el resentimiento no construye un país, una sociedad donde se debe trabajar por el bien común», aseguró.

Sobre el retorno de Evo

El arzobispo de Sucre hizo un llamado a todo aquel boliviano que retorne al país, que lo haga, pero para aportar en la consolidación de la democracia. Dijo esto tras ser consultado sobre el anuncio del expresidente Evo Morales, que se encuentra asilado en Argentina, de volver a Bolivia antes de que finalice la primera quincena de noviembre.

«Hay que aportar a la marcha democrática del país. Cualquier boliviano puede regresar al país, eso no es ningún problema, pero todo boliviano que regresa al país será para aportar a la consolidación de la democracia, tendrá que venir a trabajar para que este país siga caminando en esto que ha estado por varias décadas débil y casi perdemos, la democracia», señaló.