Escucha esta nota aquí

Evelín Fortún, directora general ejecutiva del Instituto Nacional de Laboratorios de Salud (Inlasa), informó sobre el inicio de la investigación y seguimiento de cuatro variantes del Covid-19 en territorio nacional.

“Como Inlasa, estamos comenzando el trabajo de la secuenciación. Este es un procedimiento técnico que nos permitirá identificar la presencia exacta del SARS-CoV-2, que provoca el Covid-19, y nos permitirá identificar las cepas y variantes  que están circulando en nuestro país”, dijo en entrevista con el programa Primer Plano de Bolivia TV.

Inlasa es una institución pública desconcentrada con autonomía técnica y de gestión, que realiza diagnóstico laboratorial, producción de inmunobiológicos esenciales, control de calidad e inocuidad de alimentos y bebidas; apoyando en la vigilancia epidemiológica, en la prevención de las enfermedades y promoción de la salud a partir del desarrollo de investigaciones.

“Si bien antes éramos considerados un laboratorio de secuenciación externa, pedíamos ayuda a amigos de Brasil y Argentina; ahora, en esta época, podemos contar con nuestros propios recursos a través de un Secuenciador MiSeq Illumina de última generación”, indicó.

Sostuvo que Inlasa se convierte así en un laboratorio de vigilancia genómica que permitirá identificar qué cepas están circulando en el momento de la pandemia y los sectores que son afectados en cada departamento.

“Esta información la debemos entregar a la OMS (Organización Mundial de la Salud) para que, como país, tomemos una decisión respecto de la pandemia”, dijo.

La información oficial de la OMS da a conocer de cuatro variantes específicas a nivel mundial: dos nativas porque son estructuras originales del primer virus que circuló en la primera ola, una tercera que es la cepa británica de la segunda ola y, en la tercera ola, la P1, más conocida como variante brasileña.

Comentarios