Escucha esta nota aquí

La tarde de este jueves tomó posesión como alcalde temporal de la ciudad de Cochabamba el concejal Iván Tellería. El acto sencillo, donde Tellería tomó asiento como la máxima autoridad municipal, se realizó un poco después de que se sucedieran algunas escaramuzas de enfrentamiento entre los seguidores del electo alcalde José María Leyes y Tellería, quien fue nombrado por el Concejo.

“En la medida que se ha tratado de ingresar a la plaza principal, hemos vuelto al antiguo edificio donde estaban las oficinas del alcalde de los cochabambinos. Yo soy un alcalde suplente, temporal. El lugar donde esté yo, está el cargo. Es el mandato del Concejo Municipal”, manifestó Tellería, al momento de pisar su despacho.

Este jueves las pugnas de poder por la alcaldía de Cochabamba generaron disturbios y amagues de enfrentamiento en la plaza principal de dicha ciudad. Los vecinos enfrentados responden a dos grupos; uno que defiende la gestión del alcalde suspendido José María Leyes y otro que incluye a los afines al alcalde suplente temporal, Iván Tellería. Al menos 10 personas fueron arrestadas tras los hechos.

El Concejo Municipal de Cochabamba suspendió a Leyes después de que el Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP) negara un pedido de nulidad presentado por el alcalde para evitar la sanción de la comisión de ética del legislativo municipal por supuestas irregularidades durante su gestión. José María Leyes fue apartado de sus funciones por 30 días.

Pero Leyes afirma ser el alcalde cochabambino legítimo porque fue elegido por el pueblo. “No es posible que nueve personas, los concejales, traten de cambiar el voto del pueblo; el voto del pueblo se respeta, se cumple”, afirmó.

En ese sentido, Tellería afirmó que reconoce a Leyes como alcalde electo, pero lo que está haciendo ahora es cumplir con la resolución de su Concejo.

“Por supuesto que sigue siendo el alcalde electo. Pero hay una resolución administrativa que estoy obligado a cumplir, porque ha sido una resolución del Concejo Municipal. Si no, yo entraría en un incumplimiento de deberes. Por lo tanto, podrían accionar diferentes procesos penales. Por eso debo asumir. Esa es mi obligación como concejal”, expresó.