Escucha esta nota aquí

La presidenta Jeanine Áñez anunció hoy que superó el coronavirus y que retomará sus labores habituales. La mandataria fue dada de alta  y agradeció a todas las personas que se preocuparon por su estado de salud. La presidenta estuvo aislada en la residencia presidencial de La Paz y reveló que posiblemente contagió a su hijo, quien ahora se recupera del Covid-19.

"Gracias de todo corazón por el cariño y apoyo durante mi enfermedad de coronavirus. He sido dada de alta, y vuelvo al trabajo normal. Sus muestras de cariño me dieron fuerzas para seguir adelante. Los bolivianos somos una gran familia. Vamos a salir adelante", escribió Áñez en su cuenta de Twitter.

La mandataria estuvo aislada 18 días en la residencia presidencial de San Jorge en La Paz. Mientras cumplía su tratamiento, Áñez anunció que era asintomática y que no tenía problemas en su recuperación. Desde la residencia cumplió sus labores vía digital y desde ahí dirigió las reuniones de gabinete y algunos actos públicos, como la entrega de sables y grados a generales y almirantes de las Fuerzas Armadas (FFAA).

Hoy, el Servicio Departamental de Salud (Sedes) de La Paz certificó que la presidenta dio positivo a la prueba de coronavirus el 9 de julio y que el 22 de este mes se le hizo una nueva muestra, la que salió negativo. Ayer, Áñez se hizo una tercera prueba y también salió negativo. "En cumplimiento a la resolución MS/DPCH/IN/39/2020 se otorga la certificación en calidad de recuperada para Covid-19", dice el reporte del Sedes La Paz.