Escucha esta nota aquí

El Juzgado Primero Anticorrupción de La Paz determinó detención preventiva por seis meses en el penal de San Pedro para el coronel Maximiliano Dávila, quien ha sido acusado por la presunta comisión del delito de legitimación de ganancias ilícitas. 


El también exdirector de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (Felcn) está acusado por narcotráfico en Estados Unidos mientras que en Bolivia fue imputado por un delito que no figura en la Ley 1008.


“El juez Primero Anticorrupción acredita la probabilidad de autoría y la existencia de riesgos procesales de fuga y obstaculización, aplicando la detención preventiva por seis meses en el penal de San Pedro, de La Paz, determinación que fue apelada por la defensa”, señala la resolución judicial.


Maximiliano Dávila fue aprehendido la noche del sábado en la sureña y fronteriza población de Villazón, que colinda con la república de Argentina. Inmediatamente, fue trasladado hacia La Paz e imputado en la sede de Gobierno por un injustificado movimiento de $us 42.000, suma que no guarda relación con la declaración de bienes del oficial de Policía.


El documento publicado en la Contraloría General del Estado (CGE) refiere que el sancionado policía tiene tres bienes y Bs 1,1 millones en activos. La declaración jurada fue presentada el 4 de diciembre de 2020.


José Uriarte Ortiz, abogado del acusado, dijo que existen cláusulas específicas con la familia para que no declare ante los medios de comunicación y por esa razón se excusó de realizar un comentario sobre la audiencia.


Los datos


De acuerdo con los datos de la misma Policía, es muy extraño que teniendo sindicaciones de narcotráfico en otro país se aprehenda a Dávila y se lo acuse de un delito que no figura en la Ley 1008, que son los delitos de narcotráfico. Esta norma tiene una lista de 32 delitos y en ninguna figura la legitimación de ganancias ilícitas.


Por otro lado, aunque el Comandante de la Policía, el general Jhonny Aguilera, declaró que Dávila era su amigo; fuentes policiales relataron una marcada enemistad entre Aguilera y Dávila, pese a que son del mismo curso.



Comentarios