Escucha esta nota aquí

A las 11:00 de este lunes, la expresidenta Jeanine Áñez ingresó a la cárcel para mujeres de Obrajes en la ciudad de La Paz, donde deberá cumplir detención preventiva por cuatro meses dentro del proceso iniciado por el MAS, por el supuesto “golpe de Estado”.

Un fuerte operativo policial se llevó adelante para sacar a la exautoridad de celdas de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc), en la calle Sucre, y llevarla a la zona Sur de la sede de Gobierno.

También los exministros Álvaro Coimbra y Rodrigo Guzmán fueron remitidos al penal de San Pedro, donde deberán aguardar las investigaciones. Los tres son acusados de la presunta comisión de los delitos de sedición, terrorismo y conspiración.

El traslado:


Las exautoridades fueron capturadas entre el viernes y la madrugada del sábado en Trinidad (Beni), luego arribaron a La Paz, donde fueron cautelados ayer, en una audiencia que se prolongó por más de 11 horas.

La denuncia en su contra es impulsada por la exdiputada Lidia Patty y contempla a exministros, exjefes militares y policiales que participaron del Gobierno de transición, a quienes se acusa de propiciar un supuesto “golpe de Estado” contra Evo Morales.

Áñez, al igual que Coimbra y Guzmán, permanecerán 15 días aislados del resto de la población carcelaria, en base a protocolos de bioseguridad para evitar contagios con el Covid-19, después pasarán a distintos sectores de los penales de Obrajes y San Pedro.  

Comentarios