Escucha esta nota aquí

Jeanine Áñez fue encontrada por efectivos de la Policía Boliviana oculta en un somier o bastidor en un domicilio de sus familiares en Trinidad (Beni). Su aprehensión fue realizada minutos antes de las 01:00 de esta madrugada.

Los detalles del operativo indican que efectivos de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (Felcn) y la Dirección Nacional de Inteligencia (DNI) participaron en la intervención, tras una intensa búsqueda en otras propiedades de la exmandataria.

Una vez capturada, Áñez fue trasladada a dependencias policiales de la capital beniana, para después ser llevada al aeropuerto Jorge Henrich Araúz, donde la embarcaron en un avión Hércules con dirección a una pista de aterrizaje de la Fuerza Aérea Boliviana (FAB) en El Alto.

Cuando fue encontrada, los familiares de Áñez intentaron impedir su detención. Dos de sus primos se resistieron y fueron detenidos, mientras que su hija, Carolina, fue también conducida a dependencias policiales, pero posteriormente liberada.

Cerca de las 03:45 de este sábado, la expresidenta llegó al hangar de los ‘Diablos Negros’ de la urbe alteña, para luego ser conducida vía terrestre, por la autopista, a dependencias de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc).

Al momento de ser aprehendida, Áñez se encontraba recostada en el somier, con algunas pertenencias suyas, vestida con unas zapatillas deportivas verdes fosforescentes, una calza negra, una camiseta ploma y dos bolsos de mano, donde se encontraba un abrigo con el que llegó a la sede de Gobierno.

Comentarios