Escucha esta nota aquí

La nueva Ministra de la Presidencia, María Nela Prada Tejada, cruceña e hija de la ex presidenta de la Cámara de Diputados, Betty Tejada y del ex prefecto de Santa Cruz, Ramón Prada, dijo que milita en el Movimiento al Socialismo (MAS) desde 2005 y en su discurso de posesión resaltó que "estamos en etapa crítica y no es momento de enfrentamientos".

Prada Tejada pidió respetar y valorar las creencias políticas e ideológicas. "Pensar diferente es un camino muy difícil, pero lo tenemos que transitar todos los bolivianos para aceptar las diferencias", indicó.

La flamante ministra dijo ser creyente en Dios "del Dios del amor y pido su iluminación para ser instrumento de la paz". Ella estudió en el colegio católico Uboldi de la capital cruceña, saliendo bachiller en 1998.

"El Estado necesita gobernantes al servicio del pueblo, gobernantes transparentes, honestos, obreros por la salud, la economía, el empleo y la unidad de todos los bolivianos. El odio y la violencia no serán nunca el camino", puntualizó.

La nueva autoridad señaló que se siente honrada en ser la primera mujer en llevar adelante el Ministerio de la Presidencia y que lo asume con compromiso, "como mujer, como militante de la vida, para trabajar sin descanso contra todo tipo de violencia, contra el racismo, contra toda forma de discriminación racial, ideológica, contra la crisis social, económica y de violencia contra la mujer. No podrá haber paz sin justicia social".

Finalmente, sostuvo que se debe salir de la pandemia y de toda la crisis que atraviesa el Estado. "Nuestro país nos necesita sin excusas".