Escucha esta nota aquí

Las 20.000 dosis de vacuna Sputnik V que llegaron ayer a Bolivia alcanzaron una temperatura de 40 grados bajo cero en determinado momento y estuvieron almacenadas en contenedores térmicos llenos de 50 kilos de hielo seco, que permitió mantener la cadena de frío.

La información fue proporcionada por el viceministro de Comercio Exterior, Benjamín Blanco, quien contó detalles del operativo logístico del transporte desde Argentina de los compuestos rusos, que hoy son distribuidos en algunas regiones del país.

“Fueron cuatro contenedores con cinco mil dosis cada uno, son térmicos, están aislados, tienen 50 kilos de hielo seco cada uno, que aseguran que al interior la temperatura sea de menos 20 grados, fuera de esos contenedores se puso un termómetro para medir la temperatura ambiente, no para saber a qué temperatura estaban las vacunas”, dijo en entrevista con Bolivia Tv.

La autoridad lamentó que en redes sociales circule una fotografía que muestra un termómetro que estaba sobre un contenedor, destinado a medir la temperatura del avión, pero no de las dosis.

Incluso explicó que el fabricante y el fondo de cooperación rusa exigen que el país receptor de las vacunas envíe la información de los dos termómetros al interior del empaque, para garantizar la inocuidad de las Sputnik V.

La entrevista:


“Tratan de desmerecer un trabajo que ha sido impecable para el traslado, los termómetros van por dentro, hay uno arriba y otro abajo, una vez abiertos los contenedores en la cámara de frío, retiramos el primer termómetro, la empresa nos exige que se abran los contenedores y se transmita la información de los termómetros, ayer hemos mandado la información de los ocho termómetros y la temperatura más alta fue de menos 40 grados, hemos duplicado la temperatura mínima requerida, ha sido una operación logística exitosa”, acotó.

Además, reveló que las conversaciones entre el presidente Luis Arce y su par ruso, Vladimir Putin, permitió incrementar la cantidad inicial del lote, que era de 6.000 y similar relacionamiento, con el mandatario Alberto Fernández, permitió aprovechar el vuelo de Aerolíneas Argentinas.

“La relación de nuestro presidente con Alberto Fernández ha permitido aprovechar este vuelo de Aerolínea Argentinas, nosotros estábamos trayendo cuatro contenedores, hubiera sido bastante costoso mandar una aeronave propia, obviamente nos hicieron este servicio, lo que nos permitió contar con estas vacunas”, resaltó Blanco.

Comentarios