Escucha esta nota aquí

Se calienta la campaña electoral. Este sábado se registraron incidentes, por los que el Movimiento al Socialismo y Comunidad Ciudadana, piden no caer en la provocación y llegar con propuestas a la gente.

La vocera del MAS, Marianela Paco, dijo que lo que se ha visto es una provocación e intolerancia, que su partido rechaza desde todo punto de vista. “Creemos que lo importante en este momento es cuidar el camino de retorno a la democracia, pero hay quienes están buscando violencia para justificar el no retorno”, enfatizó.

Paco dijo que desde el MAS piden no ceder a las provocaciones y dejar de la lado la intolerancia, y más bien exhorta a organizarse para que el día de las elecciones se pueda prever mecanismos de bioseguridad y de cuidado del voto.  Incluso, dijo que después de la elección, hay que estar vigilantes para que se pueda posesionar a las nuevas autoridades elegidas.

De su lado, Jairo Guiteras,  vocero de Comunidad Ciudadana que postula a Carlos Mesa, manifestó que ellos cumplieron agenda de campaña en Santa Cruz y que no han enfrentado ninguna confrontación. “Cuando uno se acerca a la gente con propuestas, no hay rechazo, nosotros estamos haciendo eso”.

De la misma manera rechaza la intolerancia de algunos ciudadanos o seguidores de las diferentes siglas políticas. “Llamamos a los movimientos afines a diferentes fuerzas políticas a conservar el espíritu democrático, a respetar el espacio, a tener tolerancia por la otra fuerza política, a que trabajemos esta época en paz, porque los bolivianos no quiere la confrontación. La gente quiere propuestas”, indicó. 


El candidato a la presidencia por el MAS realizó una caminata por la ciudad de La Paz



Este pronunciamiento se da luego que este sábado, el MAS, CC y Creemos, inundaron las calles de las ciudades del eje del país, del que ya no fue parte la militancia de la alianza Juntos. Las caravanas mostraron aglomeraciones que en este tiempo de restricciones por el coronavirus no están permitidas.

Los masistas se concentraron en La Paz donde hubo personas que rechiflaron al binomio y se produjo amago de enfrentamiento entre los masistas y los ciudadanos que repudiaban su presencia, jalones, agua y empujones surgieron entre los revoltosos.

El MAS también protagonizó enfrentamientos en Cochabamba con grupos de vecinos que manifestaron que no permitirán a ningún partido que se asiente en las plazas los fines de semana. La quema de banderas, jalones y palazos también fueron la tónica de esas fricciones.

Luis Fernando Camacho, candidato de Creemos, estuvo en Cochabamba. Hace dos días enfrentó incidentes en Oruro. “Nos dijeron: "no vayan a la plaza, los están esperando". Eran un grupito, pagados por el dictador. Nuestra campaña avanza, llevando el mensaje para construir una nueva Bolivia. ¡Gracias Oruro por el cariño, por recibirnos con los brazos abiertos, por creer en el cambio!, escribió en sus redes sociales.