Escucha esta nota aquí

El conflicto entre trabajadores de Salud y Gobierno subió de tono esta noche cuando los salubristas anunciaron que desde mañana empieza su lucha por la abrogación de la Ley de Emergencia Sanitaria; mientras el Gobierno llamó a sentarse en una mesa de negociación para conciliar los reglamentos.


“Por orden de la nacional se está instruyendo luchar por la abrogación de esta ley, una ley que es vergonzosa, que es indignante para un sector que todos los días ve morir a sus colegas, ve morir a sus compañeros de trabajo, en medio de sufrimiento terrible, no merecemos un trato tan irracional, mañana comienza en todo el país una movilización sostenida hasta la abrogación de la ley”, declaró el ejecutivo del Sindicato de Ramas Médicas de Salud Pública (Sirmes) La Paz, Fernando Romero.


Mientras el Gobierno, a través del ministro de Salud, Jeyson Auza Pinto convocó a los salubristas a negociar los reglamentos. En criterio de la autoridad los trabajadores en salud deben respetar los acuerdos que suscribieron para la aprobación de la ley.


“Vamos a convocar al gremio médico a instalar mesas de diálogo, porque nosotros no solamente lo manifestamos, lo hemos demostrado la primera vez, hemos incorporado todas y cada una de las adecuaciones que el Colegio Médico de Bolivia, con todos sus colegios médicos departamentales, han sugerido, nosotros hemos cumplido nuestra parte del compromiso y en esta emergencia sanitaria esperamos también que ellos cumplan con su compromiso”, dijo el ministro de Salud a los periodistas en la ciudad de El Alto.


Los médicos indicaron que estas protestas no detendrán la atención de emergencia en los hospitales y también a los pacientes Covid-19; pero tampoco significa que no habrá lucha, dijo Romero y precisó que las protestas serán en todo el país.  


“Porque es el principio de la desaparición de los sindicatos, porque con esta ley están desapareciendo los sindicatos y colegios, entonces eso es inadmisible, vamos a utilizar todos los recursos que tenemos para nuestra reivindicación”, afirmó el galeno.


Sin embargo, el gobierno hizo un llamado a la reflexión y a la razonabilidad de los salubristas y Auza dijo que hay “pequeños grupos e instancias las cuales están convocando al paro”. En su criterio el Gobierno realizó grandes esfuerzos en el proceso de desescalada de casos Covid-19.


Aseguró también que es en este momento que se requiere del esfuerzo y el compromiso de todo el sector salud para brindarle atención a la población. Dijo que están dispuestos a revisar cualquier tipo de observaciones que tenga la ley, “podemos solucionarlas, podemos subsanarlas en la reglamentación”, dijo Auza.


Romero le recordó al Gobierno que otros sectores se están plegando a su demanda y que en los días sucesivos se sumarán maestros, gremiales, universitarios y trabajadores de otras ramas que engrosarán esta protesta contra el Gobierno.


 

Comentarios