Escucha esta nota aquí

El ministro de Justicia, Iván Lima, señaló que el caso del supuesto “golpe de Estado” no será definido por protestas ciudadanas o ‘likes’ en las redes sociales, sino como consecuencia de un dictamen del juez que analice las pruebas y los descargos de este proceso.

El criterio de la autoridad tiene que ver con el reciente pronunciamiento de la Asamblea Permanente de Derechos Humanos de Bolivia (APDHB) que llamó a defender a exjefes de la Policía y militares, además de autoridades del gobierno transitorio de Jeanine Áñez.

No es correcto que quien tenga más movilizaciones o más likes en las redes sociales sea quien tenga la razón. Hay que llevar este caso a los tribunales (…). Es la justicia la que define si en el país hubo un golpe de Estado o no”, afirmó Lima en contacto con EL DEBER.

La exdiputada Lidya Patty (MAS) presentó en diciembre de 2020 una demanda penal contra los miembros del Alto Mando militar y policial, además de varias exautoridades, que —según la denuncia— pudieron haber provocado un “golpe de Estado” contra Evo Morales.

De este modo, la Fiscalía instruyó la aprehensión de Áñez y de cinco de sus exministros. Ya fueron detenidos los extitulares de Energías y Justicia, Rodrigo Guzmán y Álvaro Coimbra.

El requerimiento menciona a Arturo Murillo y Luis Fernando López, los exministros de Gobierno y de Defensa, que salieron del país a finales del año pasado. La orden también incluye al exministro Yerko Núñez.

Mediante su cuenta en Twitter, la expresidenta advirtió. “La persecución política ha comenzado. El MAS ha decidido volver a los estilos de la dictadura. Una pena porque Bolivia no necesita dictadores, necesita libertad y soluciones”.

El caso

A pesar del resultado del referéndum del 21 de febrero de 2016 que le negó la posibilidad de ser candidato, Morales se repostuló en octubre de 2019 para un cuarto mandato amparado en una resolución del Tribunal Constitucional que le reconocía el “derecho humano” a ser elegido, al amparo del artículo 23 de la Convención Interamericana de Derechos Humanos.

Tras los comicios de 2019, la Organización de Estados Americanos (OEA) reportó una “manipulación dolosa” de los resultados que daban a Morales como vencedor en primera vuelta. El país estaba sumido en protestas ciudadanas que denunciaban “fraude”.

Luego de este informe, el país se convulsionó y Morales renunció a la Presidencia pero, antes de su dimisión, ya había convocado a nuevos comicios con otros vocales electorales. El 11 de abril de 2019 salió del país rumbo a México, pero meses después se asiló en Argentina.

“Hay nueve sobreseimientos a los nueve tribunales departamentales. Esta semana se ha dictado sobreseimiento al tribunal electoral de Potosí con lo cual queda establecido que no existe una sola prueba de que haya existido fraude electoral en el país. Si no ha habido un golpe electoral aquí ha existido un golpe de Estado”, reveló Lima.

Amparo Carvajal, presidenta de la Asamblea Permanente de Derecho Humanos, considera que en 2019 militares y policías se pusieron del lado de las organizaciones ciudadanas que salieron a las calles para defender la democracia y señaló que muchos de los activistas que estuvieron en las protestas ciudadanas corren el riesgo de ser aprehendidos.

Evo persigue a mandos policiales y militares que él designó, por negarse a reprimir después de su fraude. Lo real es: fraude, renuncia, huida, y hoy venganza contra los que no reprimieron al pueblo. Lo del golpe es fábula judicializada, para esconder la cobardía del que fugó”, escribió el expresidente Jorge Quiroga (2001-2002) en su cuenta en Twitter.

Además de los jefes militares que están en este proceso, la demanda de Patty apunta al gobernador electo de Santa Cruz, Luis Fernando Camacho y su padre. En 2019, Camacho era entonces presidente del Comité Cívico.

Los cabildos pacíficos en toda Bolivia determinaron pedir a las FFAA y Policía Nacional que no repriman, que no respalden el fraude del MAS, en octubre de 2019. Ante la persecución y apresamiento de generales, almirantes y otros miembros de las FFAA, nos sumamos al pedido de la Asamblea Permanente de Derechos Humanos, para defender y respaldarlos por haberse puesto al lado de su pueblo y la democracia”, señaló Camacho a través de sus redes sociales.

Comentarios