Escucha esta nota aquí

“Para que mi hija no sea tu empleada”, esa fue la respuesta que Felipe Quispe ‘Mallku’ dio a la periodista Amalia Pando en agosto de 1992, luego de ser detenido por las fuerzas de seguridad del Estado por actos de terrorismo, es, quizá una de las más recordadas del ahora extinto líder indígena.

Esa consigna fue utilizada por Wálter Chávez, como parte de la campaña del Movimiento Al Socialismo (MAS) en las elecciones generales de 2002, cuando ese partido se erigió como la segunda fuerza política del país.

“Sí, el primer spot que la gente recuerda, porque hubo spot del MAS antes, fue casi la materialización de un discurso sociológico en un spot de 45 segundos. Tomamos una frase de Felipe Quispe, “yo me rebelo para que mi hija no sea tu empleada”, y lo plasmamos en un spot. Era una empleada que está barriendo en una casa y el mensaje fue: “Mi patrona me ha dicho en estas elecciones cuidado que votes por el Evo”. Tira la escoba y dice, “yo me rebelo porque votar por el Evo es votar por nosotros mismos”, recordó en entrevista con EL DEBER el exestratega del ‘instrumento político.

Quispe fue cofundador del Ejército Guerrillero Tupak Katari (EGTK) en 1989 y encarcelado durante cinco años desde 1992, por su participación en esa organización acusado de alzamiento armado. Fue liberado en agosto de 1997 y asumió la dirección de la Confederación Sindical Única de Trabajadores Campesinos de Bolivia (CSUTCB).

Entre otras frases destacadas están: “Pienso que lo han matado porque ha escrito libros en contra de García Linera y en contra del Gobierno”, cuando se refirió a la extraña muerte de su hijo, Ayar, en 2015.

La grabación:


Comentarios