Escucha esta nota aquí

El director departamental de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc), Alfredo Vargas, aclaró que no fue dinamita, sino petardos los que ayer explotaron cerca de la casa de campaña del MAS en la zona de Sopocachi, La Paz. Sin embargo, desde ese partido denunciaron un “atentado” y la Defensoría del Pueblo condenó el hecho.

“Hay un reporte de bomberos mencionando que no se trata de un artefacto explosivo, se trataría de petardos”, señaló Vargas.​

Anoche, Sebastián Michel, vocero del MAS, sostuvo que la detonación tuvo lugar cuando el presidente electo, Luis Arce sostenía una reunión. La Policía se trasladó al sector para evitar cualquier desmán.

Información de la Felcc señala que hasta este viernes en la mañana nadie formalizó una denuncia por lo sucedido y anticipó que se seguirá con la investigación de oficio, ratificando que 'no se trató de dinamita'.

Mediante un comunicado, la Defensoría del Pueblo condenó este tipo de acciones que “son hechos criminales que atentan contra la vida y la integridad física de la población; y generan inseguridad, incertidumbre y zozobra en la ciudadanía y observa que no existan personas arrestadas”.