Escucha esta nota aquí

El drama de pacientes, médicos y familiares en el Hospital La Portada de La Paz se hace insostenible. Dos personas fallecieron esta mañana por falta de oxígeno, y otras 30 que son oxígeno-dependientes tienen apenas hasta las 18.00 para sobrevivir. La directora del centro médico, Liliana Gonzales, con lágrimas de impotencia, imploró a los bloqueadores que se pongan en el lugar de los contagiados por Covid-19, cualquiera de ellos podría ser “un hijo, un hermano, un pariente”, les dijo.

El alcalde de La Paz, Luis Revilla, anunció en su cuenta de Twitter que “esta mañana han fallecido dos pacientes en el Hospital La Portada por la falta de oxígeno. 30 pacientes oxígeno-dependientes están en riesgo. A las 11.00 de la mañana han llegado 11 tubos que alcanzarán hasta las 18:00. ¿Hasta cuando van a persistir los bloqueos causando más muertes?”

La directora del hospital dio más detalles. El oxígeno se terminó a las 6:00 de la mañana. “Hasta que lleguen los nuevos tanques de oxígeno dos pacientes se descompensaron, y lamentablemente fallecieron en piso”, dijo lamentándose, pues no se trataba de pacientes graves como los que están en la Unidad de Terapia Intensiva (UTI).

“Es lamentable la situación por la que ha estado pasando el Hospital La Portada”, dijo la profesional. Los dos tanques de oxígeno, uno de 650 kilogramos y el grande de 1.200, están completamente vacíos.

Eso significa que el suministro que el nosocomio tiene para las 80 camas y las 8 unidades de terapia intensiva alcanza solamente a 10 cilindros por día, que provee la empresa contratada para ello. “Sin embargo, esta cantidad que estamos recibiendo nos dura tan solo unas horas. Hoy se cargó a las 11:00 de la mañana. Se terminará aproximadamente hasta las 18:00”.

Advirtió que el Hospital prioriza a los pacientes oxígeno-dependientes, que son más de 34 por piso y que solamente tiene en terapia intensiva a un paciente, ya que los demás fueron transferidos al Hospital de Cotahuma. “El drama comenzará al finalizar la tarde”, enfatizó.

Cuando se le preguntó qué pasará después de las 18.00, la doctora rompió en llanto. “No tenemos oxígeno y cualquiera de esos 34 pacientes se van a descompensar y posiblemente pierdan la vida”.

Aseguró que los familiares están enterados de eso y se brindaron a llevar oxígeno y que los pacientes compartan con otros que no tienen la accesibilidad económica para comprar un tubo de este insumo. “Es lamentable lo que estamos pasando en La Portada, porque por los bloqueos la alegría de devolver a pacientes recuperados se ha convertido en la frustración de no poder ayudarlos y verlos morir”.

Llamó a la reflexión a quienes bloquean las carreteras, sectores afines al MAS y que demandan que las elecciones sean el 6 de septiembre y no el 18 de noviembre. “Que se pongan la mano al pecho, estas personas no tienen la culpa de lo que está sucediendo en el país. Que vean que puede ser un hijo, un hermano, un familiar, ellos mismos los que lleguen a este hospital y porque se ponen piedras en el camino, no podremos salvarlo”.

Lamentó que hasta hace poco, este centro médico tenía el honor de ser uno de los hospitales con la mejor atención, “porque teníamos todo. Estos últimos días ya no contamos con medicamentos e insumos como el oxígeno. Por favor, dejen ingresar oxígeno, medicamentos e insumos. Hay familias que se quieren volver a reencontrar con los internados. No seamos un impedimento para que eso ocurra”, clamaron angustiados los profesionales.