Escucha esta nota aquí

El presidente Luis Arce atribuyó a una “minoría” el paro cívico que se cumple en algunas regiones del país y aseguró que nunca más volverá a suceder lo que pasó en 2019, cuando el MAS dejó el poder en medio de la convulsión social.

Durante su discurso por el aniversario de Pando, Arce lamentó que un grupo minoritario pretenda imponerse a la mayoría de la población, en relación a las protestas por la Ley Contra la Legitimación de Ganancias Ilícitas y la “persecución política”.

“No volveremos a los periodos nefastos de nuestra historia, como fue el golpe de Estado de 2019, o como el que pretenden abrir nuevamente unas minorías que solo conciben democracia cuando las mayorías están silenciosas y excluidas de la participación política en nuestro país, eso nunca más volverá a suceder”, dijo el presidente.

Destacó que tras un año de administración de Jeanine Áñez, que calificó de “oscura y violenta”, el país volvió a la senda de la “liberación nacional”, que, a su juicio”, tiene como máxima meta el “vivir bien”.

Sus declaraciones:


“En menos de un año, después de 12 meses oscuros y violentos, impulsados por los golpistas, hemos retomado el irrenunciable camino de la liberación nacional que no es otro horizonte que el vivir bien”, aseveró Arce.

Algunas ciudades cumplen una jornada de protestas, pese a que el Gobierno dispuso la paralización del tratamiento de la norma. La Paz, Cochabamba y Santa Cruz amanecieron con marchas y puntos de bloqueos.

Comentarios