Escucha esta nota aquí

Emilio Huascar - Oruro


Una multitudinaria peregrinación revivió una vez más la procesión de Cirios en la que recordamos a la Virgen María , mostrando a su hijo; Luz que ilumina las naciones. A las cinco de la tarde, el Obispo de Oruro, Mons. Cristóbal Bialasik, bendecía las velas que el pueblo lleva en procesión.

Este año, los conjuntos que participan en la Peregrinación en la Entrada del Sábado de Carnaval prepararon altares donde el Obispo oró por todo el pueblo y sus esperanzas. Al promediar las siete de la noche, se inició la Eucaristía en la Plaza Nacional del Folklore, frente al Santuario.

En la procesión de cirios, gran cantidad de personas llegó hasta los pies de la Mamita del Socavón

Enorme fue la participación de la población orureña de todas las edades, que acudió este sábado a la procesión de cirios a devoción de la Virgen Candelaria o la Virgen del Socavón; muchos con una gran emoción y devoción, entre lágrimas de alegría y agradecimiento peregrinaron llevando velas, imágenes, cuadros y flores hasta llegar al atrio del Santuario de la patrona de los orureños.

La actividad comenzó al promediar las 4:30 horas con la bendición de cirios o velas, que representan la llegada de José y María al templo donde la madre de Jesús ingresó llevando sujeto de una mano a su pequeño hijo y en la otra la candela que es el símbolo de la luz que lleva a seguir el camino hacia el Señor por medio del Salvador.

La peregrinación comenzó de la iglesia San Gerardo, en medio de cánticos, oraciones y plegarias, se visitaron los altares principales donde se elevó una oración pidiendo por el pueblo orureño, la paz mundial y el perdón de los pecados.

Una gran cantidad de personas también realizaron altares menores en las puertas de sus casas para esperar el paso de procesión, muchas otras se apostaron en las diferentes calles para saludar a las imágenes de la Virgen Candelaria que fueron llevadas para la ocasión.

Entre los peregrinos, como lo explicaron los religiosos se contó la presencia de la población sin distinción, todos unidos en la fe a la Mamita del Socavón, desde autoridades institucionales, mineros, danzarines de los diferentes conjuntos folklóricos del Carnaval de Oruro, integrantes de las parroquias y devotos en general.

Para el Obispo de la Diócesis de Oruro, Monseñor Cristóbal Bialasik, esta manifestación espiritual en nuestro departamento, es una gracia que Dios da a los orureños para unirlos a los pies de la Mamita del Socavón en su aniversario.

Asimismo, Bialasik en su mensaje al pueblo dijo: "Lleguemos todos con alegría, paz y felicidad a los pies de nuestra Mamita, como se acerca también nuestra fiesta departamental quisiera que nuestra familia orureña se encuentre de nuevo, sigamos unidos todos y nos respetemos mutuamente para hacer tantas cosas buenas, Dios nos da tantas potencialidades para seguir adelante, pienso que debemos reanimarnos y trabajar juntos para construir una vida espiritual y material".

La actividad continuó con la eucaristía y la tradicional serenata.

Comentarios