Escucha esta nota aquí

En marzo la empresa boliviana Quantum Motors lanzaba la convocatoria para que los profesionales se unan a un proyecto dirigido a fabricar respiradores artificiales para enfrentar la lucha contra el Covid-19 que estaba llegando al país en ese entonces. El 21 de ese mes la Universidad Católica Boliviana (UCB) empezó a trabajar en el mismo proyecto.


Seis meses después y luego de un agotador trámite burocrático, la alianza entre el proyecto de la UCB y Quantum dio nacimiento a los respiradores denominados Mechatronic Ambulatory Medical Breathing Unit (Mambu) y hoy, 172 de esos equipos fueron entregados al Gobierno en calidad de donación.


Los equipos cuentan con la certificación de la Agencia Estatal de Medicamentos (Agemed), para que sean utilizados en la lucha contra el Covid-19. "Agradecer este esfuerzo, como un aporte para la sociedad para salvar vidas; están donando al gobierno 172 respiradores que van a ser distribuidos a los diferentes hospitales", dijo la presidenta Jeanine Áñez en su discurso de circunstancia al recibir los equipos.


El Gobierno dijo que la certificación emitida por la Agemed es el premio al esfuerzo puesto por Quantum en la fabricación de los respiradores; es el resultado de "meses de mucha dedicación y encomiable esfuerzo".


Apenas dio inicio el proyecto Mambu, comenzaron las pruebas en clínicas, mediante simuladores, analizadores de gases y pulmones artificiales. Posteriormente, el prototipo fue presentado a las autoridades de diferentes instituciones de La Paz, pero no lograron convencer con su producto.


Pero el respirador fue probado en pacientes y obtuvieron un reconocimiento internacional por la eficiencia del equipo. Cuando los casos positivos de coronavirus aumentaron, los proyectistas de todas las máquinas de respiración artificial hicieron una reunión en línea para unirse y apoyar al proyecto que esté más avanzando; Mambu fue elegido.


"Lo mínimo que tenemos que hacer como Gobierno es apoyar lo nuestro", sostuvo la jefa de Estado, a tiempo de agradecer a la empresa de Cochabamba, Quantum, por los respiradores fabricados y donados en la lucha contra la pandemia.


Quantum es pionera en Bolivia en la producción y comercialización de vehículos propulsados por energía eléctrica, a bajo precio y con enormes perspectivas en cuanto a la protección del medioambiente.