Escucha esta nota aquí

Tras el cuarto intermedio, en la ciudad de Tarija se retoma el paro indefinido con bloqueos a partir de este lunes en medio de una semana que asoma con un panorama incierto sobre el futuro del país.

Este domingo, la población tarijeña se dirigió a los mercados de abasto para abastecerse de alimentos y otros productos agrícolas después de acatar cuatro días la medida de protesta que exige la segunda vuelta.

El paro indefinido estará acompañado de marchas pacíficas a ser organizadas por sectores sociales que no tienen afinidad política.

Sin embargo, el universitario Eduardo G.Z fue enviado con detención preventiva al penal de Morros Blancos acusado por el delito de daños a bienes del Estado debido a los destrozos ocasionados por una turba en instalaciones del Servicio de Impuestos Nacionales (SIN) y del Tribunal Electoral Departamental (TED) el 21 de este mes.

“Estamos afligidos por esta situación. Con esto el Gobierno busca amedrentarnos”, dijo la presidenta del Comité Cívico Femenino, Paola Mendoza.

El movimiento cívico de Tarija definió otras estrategias de lucha conjunta con las Comités Cívicos de Potosí y Chuquisaca, cuyos líderes se reunieron el sábado para acordar el cerco a las instituciones dependientes del Gobierno central y la concentración masiva en la ciudad de La Paz.

Mientras tanto, la dirigencia y militancia del Movimiento al Socialismo (MAS) de Tarija prepara una marcha para el miércoles en defensa del triunfo del presidente Evo Morales en las urnas, sin temor a los bloqueos.