Escucha esta nota aquí

La expresidenta de la Cámara de Senadores, Adriana Salvatierra, se presentó a declarar en la Fiscalía paceña sobre el caso de supuesto golpe de Estado. En su breve comparecencia ante los medios negó que hubiera rechazado la Presidencia del Estado para detener el juicio de responsabilidades en contra de su padre, Hugo Salvatierra.


Es absolutamente falso y lo voy a demostrar con documentación”, dijo Salvatierra cuando los periodistas le consultaron si era evidente que no asumió el mando de la nación para evitar que sea procesado su padre por el caso tractores.


En diciembre de 2019 la entonces presidenta del Senado, Eva Copa reveló que Adriana Salvatierra renunció a la sucesión constitucional para evitar que reactiven el juicio contra su padre. Esa misma versión fue ratificada por otros legisladores del MAS que en ese entonces dijeron que la declaración de la exsenadora fue pública y lo dijo delante de una veintena de asambleístas que estaban en esa reunión.


Ahora, Salvatierra negó escuetamente ese hecho y dijo que acudió para declarar sobre lo que conoce y que aportará documentos a la Fiscalía de La Paz. “Quienes estamos seguros de ello no nos abstenemos declarar y por el contrario, acudimos de forma transparente a la justicia, confiados en que nuestras acciones contribuirán al acceso a la verdad histórica que tanto reclama el pueblo boliviano”, dijo en directa alusión al expresidente, Carlos Mesa.


Aseguró que los documentos que entregará a la Fiscalía probarán que Jenaine Áñez asumió el mando del Estado en un “simulacro de sesión” y que producto de eso se "desató la persecución en contra de los dirigentes y exautoridades del MAS".


     

Comentarios