Escucha esta nota aquí

El pedido lleva ya un mes. El presidente del Comité pro Santa Cruz, Rómulo Calvo, viajó a La Paz y dejó una carta en Palacio Quemado. En la misiva se le pide a la presidenta Jeanine Áñez que interponga sus “buenos oficios” para que el fiscal general del Estado, Juan Lanchipa, presente su renuncia. Así lo dio a conocer el titular del Comité Cívico Provincial, Fernando Larach.

El Órgano Ejecutivo hace oídos sordos a lo que sucede (en relación con Lanchipa) cuando debería ser el primer interesado”, manifestó Larach. Y anunció que el movimiento cívico no bajará los brazos hasta obtener respuesta. También dijo que dicho abogado tiene que dar la cara por ser parte de un proceso amañado con uso indebido de influencias y beneficios que lo llevó a ocupar el cargo en el que se encuentra actualmente”.

Apoyo cochabambino

Plataformas de ciudadanos, entre ellos, miembros de la Resistencia Juvenil Cochala, retomaron este lunes las protestas en Sucre, exigiendo la renuncia de Lanchipa por una supuesta parcialización en los procesos contra el expresidente Evo Morales. Los jóvenes cochabambinos recorrieron las calles de la ciudad y se apostaron en las puertas de la Fiscalía General exigiendo que el abogado salga, lo que no ocurrió hasta que abandonaron el lugar.

El representante de este movimiento, Jhasir Molina, señaló que este martes llegarán otras delegaciones de cívicos del país para iniciar medidas de presión hasta lograr la renuncia de Lanchipa a quien lo vinculan con el gobierno de Evo Morales y de protegerlo en los procesos en su contra.

Los funcionarios del Ministerio Público fueron blancos de las críticas de los manifestantes, que les gritaron “masistas” y "cómplices" de los delitos del expresidente que ahora está en Argentina.

Hasta la anterior semana, las protestas contra Lanchipa estaban encabezadas por el Comité Cívico de Santa Cruz y su presidente Rómulo Calvo, a la que se sumaron varios líderes cívicos del país, sin embargo, no lograron que el fiscal se aleje del cargo; ahora asume otro nuevo grupo, la conocida Resistencia Juvenil Cochala.