Escucha esta nota aquí

El jefe de la diplomacia de Estados Unidos, Mike Pompeo, llamó al presidente electo de Bolivia, Luis Arce, para felicitarlo por su triunfo en las elecciones del 18 de octubre pasado y hablar de la agenda bilateral, incluyendo la economía y la crisis del covid-19.

"El secretario y el presidente electo discutieron las oportunidades para construir la agenda bilateral entre Estados Unidos y Bolivia, incluyendo una mayor cooperación económica y un apoyo de Estados Unidos a los esfuerzos de Bolivia para hacer frente a la covid-19", indicó el Departamento de Estado en un comunicado.

"Encantado de felicitar al presidente electo de Bolivia, Luis Arce, y discutir oportunidades para construir sobre la relación bilateral entre Estados Unidos y Bolivia. Bolivia juega un papel importante en el apoyo a un hemisferio occidental próspero, seguro y democrático", indicó Pompeo, a través de su cuenta oficial de Twitter.

Arce, exministro de Economía y delfín del expresidente Evo Morales, ganó las elecciones con más del 54% de los votos, devolviendo el poder al Movimiento al Socialismo (MAS) fundado por Morales.

La agencia de noticias AFP al momento de publicar la noticia repara en que la victoria de Arce es cuestionada en el próspero departamento de Santa Cruz, un bastión de la derecha, que anunció una huelga el jueves y el viernes para exigir una auditoría de las elecciones. 

Recordemos que el presidente del Tribunal Supremo Electoral (TSE), Salvador Romero, descartó realizar una auditoría y reiteró que el resultado fue validado por varios organismos internacionales y nacionales como la Organización de Estados Americanos (OEA).

La nota de AFP también repara en que la embajada de Estados Unidos en Bolivia emitió una alerta sobre "posibles disturbios civiles y manifestaciones asociadas a la toma de posesión presidencial" de Arce el próximo 8 de noviembre.