Escucha esta nota aquí

Después de unas 17 horas, con una sesión maratónica que se inició ayer por la tarde (miércoles), el Senado aprobó el proyecto de Ley de Emergencia Sanitaria, con una serie de modificaciones que fueron remitidas a la Cámara de Diputados para cerrar la aprobación y enviar el proyecto al Ejecutivo para su promulgación.

“El pleno de la Cámara de Senadores aprobó, en su estación en grande y en detalle, con modificaciones, la Ley de Emergencia Sanitaria. La norma será derivada a la Cámara de Diputados”, indicaron los legisladores, a través de las redes sociales de la Cámara de Senadores.

Los 36 artículos del proyecto de Ley de Emergencia Sanitaria fueron abordados uno a uno por los senadores, así como las disposiciones finales y transitorias, donde se plantean cinco ejes para hacer frente a la segunda ola de la pandemia del Covid-19 en el Estado Plurinacional de Bolivia.

Por ejemplo, establece la conformación de un Consejo nacional estratégico para emergencias sanitarias, políticas de inmunización, control de medicamentos, registros y servicios de salud, contrataciones y despachos aduaneros, además de un régimen sancionatorio.

Aunque a ciertas luces, hay temas que quitan de su carácter autonómico a los gobiernos subnacionales, según el criterio de la senadora opositora Cecilia Requena. Expuso que se conformará una comisión desde el Órgano Ejecutivo que quitará poder de decisión a gobernaciones y municipios respecto al tema sanitario.

Ahora, el tratamiento del documento que tuvo modificaciones en sus artículos 17, 19 y 28, será derivado a la Cámara de Diputados para su respetiva sanción y remitido al Órgano Ejecutivo para su promulgación, según la senadora masista Virgina Velasco.

Según la senadora oficialista, las observaciones a esos tres artículos fueron  incorporadas tal y como se ha remitido en el acta de entendimiento con el Colegio Médico de Bolivia. 

"Las modificaciones al contenido se realizaron en el marco del acuerdo entre el Gobierno y el Colegio Médico de Bolivia en temas referidos a casos de medicamentos e insumos, prohibición de la suspensión del servicio de salud y contratación de personal médico", indicó.

Hasta antes del acuerdo, los galenos advertían con paros, huelgas y protestas, debido a que sus demandas no eran escuchadas por las autoridades. Tuvieron que presionar para conseguir una vieja demanda del sector.

Comentarios