Escucha esta nota aquí


La festividad de Urkupiña fue suspendida hasta el próximo año para evitar la propagación del coronavirus. Así lo hicieron conocer este lunes sus organizadores mediante un comunicado en Quillacollo (Cochabamba). 

El alcalde de Quillacollo, Héctor Montaño, indicó que el Comité Interinstitucional conformado por la Iglesia Católica, Gobernación, Alcaldía de Quillacollo y la Asociación de Fraternidades Folklóricas Virgen de Urkupiña (Affvu) tomó la determinación por la emergencia sanitaria mundial. “Se suspenden todas las actividades de la festividad de Urcupiña hasta el próximo año, para evitar el contacto de las personas en medio de la pandemia que vivimos”, dijo, según la publicación del diario Opinión. 

Desde el templo de San Ildefonso, Marcial Sánchez, explicó que las misas programadas para el 15 de agosto, fecha en la que se conmemora la asunción de la Virgen María y fiesta de Urkupiña, y el 16 el Calvario, serán transmitidas por internet a todo el mundo

La celebración se retomará en agosto del próximo año. La festividad religiosa, concentra cada año a miles de visitantes nacionales y extranjeros que llegan hasta Quillacollo.