Escucha esta nota aquí

Al menos 60 municipios quedaron bajo las aguas de los ríos que los circundan luego de las lluvias del último fin de semana. El Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología (Senamhi), lanzó la alerta roja sobre la situación de 52 municipios en todo el país.


Al menos una decena de municipios aledaños ya reportaron inundaciones por encima de los dos metros de agua, principalmente en el norte de La Paz. En departamentos como Pando, no se reportaron inundaciones, pero sí caminos destruidos, por los que es imposible circular.


Beni, Cochabamba, Tarija y La Paz son los departamentos más afectados por las lluvias. En Beni son seis municipios y al menos una decena de comunidades que están inundadas por el desborde de media docena de ríos, Securé, Isiboro, Maniqui, Hondo, Apere y Beni, son las corrientes que causaron estragos.


En Cochabamba, los ríos Ichoa, Chipiriri, Eterazama, Isiboro, Chimoré, Ivirgarzama, Ichilo, Chapare y Veinticuatro dejaron a 16 municipios en emergencia, al igual que a una veintena de comunidades aledañas.  

Bajo las aguas


En La Paz hay municipios declarados en alerta roja y otros en naranja. Los municipios se vieron inundados en el transcurso de la mañana y los llamados de auxilio llegaron desde Guanay  donde no se puede llegar porque la plataforma del camino fue destruida por el río Challana.


Guanay, Tipuani y Mapiri, pueblos eminentemente mineros, quedaron bajo las aguas y sus pobladores clamaron ayuda de las autoridades municipales. En Guanay, las principales avenidas Sorata, Gutiérrez Guerra y Carlos Crespo desaparecieron y ahora se circula en canoas.


“El nivel de las aguas llegaba a la avenida Carlos Crespo, máximo, pero esta vez alcanzó hasta la plaza principal, lo que significa que al menos hay dos metros de agua en las calles que están más abajo”, según Juan Salas, uno de los habitantes del lugar.


Guanay se encuentra en el cruce de los ríos Mapiri y Tipuani, ambos se desbordaron e inundaron las calles por ambos lados. Cuando los pobladores pedían ayuda, desde Challana informaron que la plataforma del único camino quedó destruida por el río del mismo nombre y Guanay quedó aislado.


Tipuani es otro pueblo minero que se encuentra al norte de Guanay, a orillas del río del mismo nombre que cubrió todas las calles. Sus pobladores denunciaron que desde el viernes están pidiendo ayuda para los defensivos pero el auxilio se sigue haciendo esperar.


Mapiri, que está en el otro extremo, también está inundado. Este pueblo, según los lugareños, siempre queda inundado e incomunicado en tiempo de lluvias. Ahora los pobladores no pudieron rescatar sus pertenencias y perdieron casi todo.   


EL DEBER llamó insistentemente al viceministro de Defensa Civil, Juan Carlos Calvimontes, pero no respondió a las llamadas y los mensajes que se enviaron.


Desde Pando no se reportaron inundaciones, pero el estado de los caminos es lamentable. Israel Pinto, desde Cobija, dijo que los camiones y algunas flotas que intentan transitar por estas vías demoran hasta seis días en llegar a la capital desde La Paz.




 


Comentarios